El peso mantendrá su fortaleza: expertos

La divisa seguirá por debajo de los 10 pesos por dólar aun cuando Banxico intervenga el mercado analistas dijeron que una apreciación en la moneda también compensa los altos niveles de inflac
Las presiones sobre el peso no han cedido desde la semana pa
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La moneda mexicana se mantendrá por debajo de los 10 pesos por dólar aun con los rumores de una posible intervención por parte del Banco de México en el mercado cambiario, coincidieron analistas.

El lunes pasado el banco de inversiones UBS advirtió de una posible intervención por parte del Banco Central mexicano en el mercado cambio para contrarrestar la fortaleza de la moneda mexicana frente a la divisa verde, a través de la venta de pesos o compra de dólares a los bancos.

Para el martes, la divisa azteca se apreció 0.51% frente al dólar para cerrar en 9.92, luego de finalizar el lunes en 9.87 pesos por dólar.

Este miércoles, la moneda mexicana se apreciaba 0.14%, a 9.92 pesos por dólar, debido aun por la influencia del comentario del banco de inversiones.

No hay razones para que el Banco de México intervenga en el mercado cambiario, ya que hasta el momento no se han dado afectaciones en las exportaciones, dijo Mario Correo, analista de Scotiabank.

“El régimen cambiario mexicano ha sido demasiado eficaz como para acomodar todos los vaivenes de la economía internacional y nacional, por lo que no hay razones de que el Comité de Cambios decida por un nuevo modelo”, comentó.

Sin embargo, el 31 de julio el gobernador del Banco Central, Guillermo Ortiz, decía que un exagerado fortalecimiento del peso no era conveniente para la competitividad del país.

El que el tipo de cambio esté fuerte, quizás esté afectando algunas empresas exportadoras, pero también está compensando los niveles elevados de inflación, agregó.

En su último informe de inflación el Banco Central elevó hasta 6% el nivel de inflación para el cuarto trimestre del 2008 y movió para el 2010 su meta de 3% (+/-1).

Con la suspensión de la subasta de dólares, el mensaje de Banxico fue muy claro en el sentido de que el importa el tipo de cambio, sin embargo una intervención de manera directa no sería viable, sino más bien sería a través de tasas de interés, dijo José Miguel Torres, coordinador de Estudios Económicos y Sociales de Banamex.

“El panorama del Banco de México es complicado, pues por un lado le preocupa la fortaleza del peso y por el otro los niveles de inflación, por lo que será crucial la decisión de política monetaria el próximo 15 de agosto”, manifestó.

Si Banxico sube sus tasas de interés 25 puntos base más como hasta ahora se prevé, para ubicar su tipo de interés referencial en 8.25%, haría a la moneda mexicana mucho más atractiva para los inversionistas, más aún cuando ayer la Reserva Federal de EU dejo en 2% sus réditos, explicó.

A decir, del especialista ahora se ve muy difícil que Banco de México modifique su tasa de interés referencial al alza.

Al debilitar a la moneda también estaría desacelerando aún más el crecimiento de la economía mexicana, advirtió César Villanueva, analista de Economía de Monex Casa de Bolsa.

Ahorita México ha ganando en términos de competitividad debido a que el peso se mantuvo estable desde el 2007 no solo ante el dólar, sino respecto a otros monedas de países donde se tienen acuerdos, como el dólar canadiense, añadió.

Además debilitar el peso perjudicaría a los importadores, sobre todo de alimentos, lo que impulsaría aún más al alza la inflación y representa un grave riesgo para Banxico, comentó Villanueva.

 “El objetivo del Banco de México es la estabilidad de precios, y si bien, no tienen ningún impedimento para manipular el mercado cambiario, su prioridad es alcanzar su meta de 3%”, manifestó.

Si moverá o no sus tasas el 15 de agosto dependerá del dato de inflación mañana jueves.

 

Ahora ve
No te pierdas