Petroleras aguantan la crisis

Los bajos precios del barril no provocarán cierres de yacimientos, pero sí ‘ahogan’ la inversió la reducción de gastos podría tener un impacto en la producción, que se busca permanezca establ
La recesión económica obligará a consumir menos crudo (Archi
LONDRES (CNN) -

Los precios del petróleo tendrían que caer mucho más para que los productores pierdan dinero y cierren yacimientos, pero el barril a cerca de 50 dólares podría ahogar la inversión y provocar una restricción de oferta antes de que la economía mundial se recupere.

El petróleo se ha derrumbado desde casi 150 dólares el barril en julio a alrededor de 50 dólares, pero hasta ahora los únicos recortes de suministro son las reducciones de la OPEP, que constituyen un intento por detener la caída.

Los precios deberían de caer mucho más para no llegar a cubrir los costos operativos y forzar cierres.

"Para el grueso de la producción tendría que bajar hasta el nivel de 20 o incluso 10", dijo Mike Wittner de Societe Generale.

Hasta el crudo más caro, el extraído de arenas bituminosas de Canadá, es rentable a los precios actuales, siempre y cuando el yacimiento esté funcionando.

Los costos operativos de Marathon Oil en su división de Arenas Bituminosas de Athabasca oscilan entre los 40 y 45 dólares, según Neil McMahon, analista de petróleo de Bernstein, mientras que los costos del mismo tipo de crudo de Royal Dutch Shell son sólo de 36 dólares.

Las arenas bituminosas representan alrededor de 1 millón de barriles por día (bpd) de producción mundial de petróleo, que en total suma 86 millones de bpd.

Con una capacidad ociosa total de 2 millones de bpd, que se pronostica podría subir, el mundo podría arreglársela sin las arenas bituminosas.

La producción tradicional de crudo es mucho más barata.

La canadiense Talisman Energy, que tiene yacimientos en América del Norte, el Mar del Norte y Asia, dijo que sus costos promediaron los 13.88 dólares por barril en el tercer trimestre.

En Arabia Saudita, Emiratos Arabes Unidos y Kuwait, los costos operativos son de apenas 1 a 2 dólares, dijo Ross Cassidy de la consultora de la industria Wood Mackenzie.

Incluso si los precios caen debajo de los costos operativos, para muchos productores el cierre de la producción es el último recurso, dijo Wittner, citando la crisis de 1998, cuando el crudo cayó a menos de 10 dólares el barril, pero los productores se resistieron a cerrar yacimientos.

"Cuando comienzas a cerrar la producción, existe el riesgo real de sufrir una pérdida permanente de reservas", dijo Wittner.

Altos costos fijos

Los costos operativos son sólo una fracción de los costos totales.

Antes de bombear un solo barril, hay que pagar aranceles por adelantado, impuestos a la exploración y construir una costosa infraestructura. Los yacimientos también requieren trabajo de desarrollo para moderar su agotamiento natural.

Ejecutivos de la industria dicen que los precios actuales no alcanzan para cubrir los costos totales de varios tipos de proyectos.

"Creo que se está poniendo peligroso. Creo que (...) estamos llegando a un nivel que va a eliminar la inversión en un sector crucial", dijo esta semana Christophe de Margerie, presidente de la gigante petrolera francesa Total.

Total dijo en septiembre que necesitaba que los precios del petróleo de alrededor de 90 dólares para obtener un retorno del 12.5% de nuevas inversiones en arenas bituminosas. Y necesita el barril a más de 60 dólares para obtener ganancias en proyectos submarinos a grandes profundidades en Angola.

La caída del petróleo por debajo de un nivel que justifique nuevos desarrollos provocó que algunas firmas suspendan proyectos o recorten sus gastos.

La gigante petrolera rusa Gazprom Neft dijo el mes pasado que iba a reducir sus gastos de capital entre un 20 y un 25% el año próximo.

La reducción de gastos podría tener un impacto en la producción, debido a que se necesita mucho trabajo para mantenerla en un nivel estable.

Ahora ve
No te pierdas