La Fed recorta sus tasas a 0.25%

La Reserva Federal bajó en 0.75 puntos sus tipos de interés para evitar una mayor debacle econó la medida es mayor a la esperada por los analistas.
Ben Bernanke trata de evitar un mayor deterioro económico en
CIUDAD DE MÉXICO (Agencias) -

La Reserva Federal de Estados Unidos bajó el martes su objetivo para la tasa de interés a un rango de 0 y 0.25% y dijo que usaría "todas las herramientas disponibles" para poner fin a un año de recesión.

La sorpresiva decisión de reducir la tasa en entre 0.75 puntos porcentuales y un 1 punto porcentual desde el nivel previo de 1 por ciento puso a la Fed en un territorio sin precedentes.

Los mercados financieros esperaban que la Fed rebajara las tasas como mucho en tres cuartos de punto.

"La Reserva Federal empleará todas las herramientas disponibles para promover la vuelta a un crecimiento económico sostenible y preservar la estabilidad de precios", dijo la institución en un comunicado.

El recorte deja la tasa en su menor nivel, según estadísticas que se remontan a 1954. La Fed indicó que las condiciones actuales requerirían que las tasas se mantengan "en niveles excepcionalmente bajos por algún tiempo".

Además del recorte en la tasa, la Fed dijo que estaba preparada para expandir grandes compras de deuda emitidas por agencias patrocinadas por el Gobierno, en un intento por apoyar al castigado mercado inmobiliario.

Asimismo, indicó que está analizando posibles compras de deuda de largo plazo del Gobierno y que consideraría otras alternativas para apuntalar la economía.

Los precios de las acciones y de la deuda del Gobierno se dispararon, mientras que el dólar cayó tras el anuncio.

"Es una medida muy poco ortodoxa y creativa", dijo Michael Woolfolk, estratega cambiario de Bank of New York-Mellon. "Pensamos que es la mejor medida posible para el consumidor estadounidense y para el mercado financiero", agregó.

Las autoridades estadounidenses no han podido evitar que la recesión se profundice pese a una serie de medidas sin precedentes adoptadas durante la peor crisis financiera desde la Gran Depresión.

La caída del banco de inversión Lehman Brothers a mediados de septiembre, particularmente, pareció intensificar la turbulencia financiera.

Ante la crisis, los recortes de tasas y las inyecciones masivas de liquidez por parte a la Fed, y compras del Tesoro de valores bancarios no han logrado impedir que la actividad económica se desacelere abruptamente en meses recientes.

La evidencia más cruda sobre la fuerza con que la crisis financiera ha estremecido a la amplia economía llegó en un informe del gobierno que mostró que las empresas eliminaron 533,000 empleos en noviembre, el número más alto en 34 años, mientras que la tasa de desempleo trepó a máximos en 15 años.

Economistas consultados por Reuters la semana pasada esperaban que la economía se contraiga a un ritmo anualizado del 4.3% en los últimos tres meses del año y que continúe cayendo en los primeros seis meses del 2009.

Nueva información sobre la desaceleración de la economía se conoció este martes, cuando datos mostraron que los inicios de construcción de nuevas viviendas se desplomaron a un mínimo récord y los precios al consumidor cayeron a niveles desconocidos por segundo mes consecutivo.

La caída de los precios levanta el espectro de una perjudicial espiral deflacionaria como la que llevó a Japón a un estancamiento del crecimiento económico de una década en los años 1990.

Ahora ve
No te pierdas