Foro de Davos concluye y la crisis sigue

El Foro Económico Mundial finalizó en medio del pesimismo sobre el estado económico del mundo; la 39 edición del foro terminó con la gran ausencia del gobierno de EU, país de origen de la crisis.
Davos  (Foto: CNN)
DAVOS, Suiza (Notimex) -

La edición 39 del Foro Económico Mundial, el primero que se celebró con la economía mundial en recesión, concluyó este domingo en medio del pesimismo sobre el estado económico del mundo y con incertidumbre sobre la magnitud y el fin de la crisis.

Antes de comenzar esta jornada, el fundador del Foro de Davos, Klaus Schwab, había advertido que Davos, un balneario alpino conocido por sus clínicas de tratamiento de enfermedades respiratorias, sería el "sanatorio" de curación de la economía mundial.

Cinco días más tarde, el foro, que no publica conclusiones ni una declaración final, concluye sin cerrar las heridas provocadas por la incertidumbre, la depresión y la falta de confianza que han provocado la crisis económica y financiera.

La situación fue muy bien ilustrada al final del foro por el presidente de la financiera británica Standard Chartered, Peter Sands, al afirmar que "es muy difícil recuperar la confianza cuando no sabemos bien ni siquiera donde estamos".

Los 1,400 presidentes de grandes compañías, las decenas de analistas, los 43 jefes de Estado y los economistas presentes en Davos tampoco supieron aclarar con cierta precisión cuando puede terminar la crisis.

Los pronósticos van desde unos meses, a finales de este año, como estimó el número dos del Fondo Monetario Internacional (FMI) John Lipsky, hasta diez años como apuntó el financiero Georges Soros.

En el punto medio entre ambos, el fundador de Microsoft, Bill Gates, estimó, sin argumentarlo, que la crisis duraría cuatro años.

Los empresarios, jefes de Estado y expertos asistentes a Davos este año sí tienen por el contrario más claro las amenazas que pesan sobre la economía mundial.

Todas las partes coinciden en que el aumento del proteccionismo es la principal amenaza que la crisis está generando aunque también se teme un aumento de la delincuencia e incluso del terrorismo como señaló Interpol durante la conferencia.

Los expertos reunidos en Davos también apuntaron algunas soluciones para la fuerte neumonía que vive la economía mundial.

La mayoría coinciden en que lo más importante es la recuperación de la confianza en el sistema bancario, que debe ser reformado, para que vuelvan a concederse créditos que animen la recuperación.

Los gobiernos, mediante políticas innovadoras y coordinación internacional, fueron designados como los encargados de llevar a cabo las acciones necesarias para reconstruir el sistema.

La cumbre, que llevaba por título "Rediseñando el mundo para después de la crisis", termina con un ejercicio de contrición pendiente por parte de los empresarios y financieros.

Ninguno de los empresarios y ni representantes del sector financiero asistentes al foro pusieron en duda el sistema neoliberal pese a que coincidieron en que la crisis actual deriva de la falla de muchos de sus principios o de la falta de regulación y de vigilancia.

Tampoco ningún financiero se echó la culpa o pidió perdón por las enormes burbujas creadas en el sector inmobiliario en Estados Unidos o por los denominados "activos tóxicos" con los que especularon en los últimos años.

El escándalo Madoff, protagonizado por el ex gerente del índice tecnológico Nasdaq, que estafó mediante un sistema financiero piramidal al menos 50,000 millones de dólares, sólo fue mencionado durante unos segundos por dos panelistas.

"La idea es que el Estado se encargue de sacar de la crisis al sistema, que estabilice, retoque pero nada de hacer tabla rasa" comentó un columnista del diario económico español El Economista.

En este ambiente de pesimismo, el inicio de mandato del presidente de Estados Unidos Barack Obama, es la noticia que más expectativas y optimismo levantó entre los asistentes.

Durante el foro, los participantes, particularmente altos funcionarios mexicanos, saludaron la aprobación esta semana durante la celebración del foro de un paquete de más de 819,000 millones de dólares de rescate financiero en Estados Unidos.

También el ex vicepresidente Al Gore se felicitó por la elección de Obama afirmando que cambiará la actitud de su país respecto a la protección del medio ambiente y la lucha contra el calentamiento global.

La administración Obama fue la gran ausente sin embargo de esta edición al no enviar a Davos a ni uno solo de sus miembros.

El foro también vivió un incidente que traicionó el denominado "espíritu de Davos", basado en el diálogo y la paz según reconoció el fundador del evento, el profesor de Economía Klaus Schwab.

Fue protagonizado por el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, quien abandonó bruscamente una conferencia sobre la intervención militar israelí en Gaza al considerarse desfavorecido en el tiempo de palabra y ofendido por el presidente de Israel, Simon Peres.

Ahora ve
Facebook cambió su misión y Mark Zukerberg explica las razones
No te pierdas
ç
×