España registra deflación en mayo

El índice de precios al consumidor bajó siete décimas, a -0.9% en el mes a tasa anual; sin embargo, los analistas no prevén una mayor deflación y esperan un alza en los próximos meses.
MADRID (CNN) -

El índice de precios al consumidor de España bajó más que lo esperado en mayo debido principalmente a la caída del rubro energético, pero los analistas no ven deflación y esperan un repunte en los próximos meses.

El Instituto Nacional de Estadística (INE) dijo el miércoles que la tasa anual de los precios minoristas de mayo bajó siete décimas hasta -0.9%, una décima por debajo del consenso de las previsiones de los analistas consultados por Reuters.

El índice se mantiene en el nivel más bajo desde que se creara la serie en 1970.

Por su parte, la tasa interanual de la inflación subyacente, que elimina los componentes más volátiles de la canasta de precios, cayó cuatro décimas hasta el 0.9%, también su nivel mínimo desde el inicio de esta estadística en enero de 1997.

"Con esa baja de la inflación subyacente no contábamos, pero no vemos deflación ya que contemplamos un repunte de los precios a partir de agosto", dijo José Luis Martínez, estratega de Citigroup.

"Si es cierto que hay fuertes presiones deflacionistas. Sin embargo, vemos un rebote de los precios después del verano (europeo)", agregó Martínez.

El Gobierno ha dicho en varias ocasiones que no ve riesgos de deflación ante el repunte esperado de los precios en el tramo final del año.

"(Veo tasas de) inflación negativas pues probablemente durante varios meses hasta finales de otoño como mínimo", dijo el secretario de Estado de Economía, José Manuel Campa.

"La deflación, una caída generalizada, ahora mismo no lo estamos observando. En nuestro escenario no vemos una posibilidad de deflación", agregó.

La inflación subyacente no registró cambios en términos mensuales.

"Lo más importante es que sigue habiendo un efecto base muy importante en los componentes de carburantes (combustibles) y en la parte de transporte, la parte relacionada a la energía y en la parte de alimentos", dijo Diego Fernández, economista de Fortis Bank.

"Por eso, la tasa interanual es tan negativa, y es un efecto que pensamos que va a continuar hasta julio, por lo menos. En agosto, ese efecto, va a empezar a darse la vuelta", agregó.

Algunos analistas veían más descensos de la inflación subyacente.

"Esto ciertamente confirma nuestra visión de que seguiremos viendo una tendencia bajista en la inflación subyacente, especialmente en países como España, así que, la idea de que la inflación general rebotará por los precios energéticos, sigue siendo válida", indicó Luigi Speranza, de BNP Paribas.

Ahora ve
Uber pagó 100,000 dólares a hackers para que destruyeran información robada
No te pierdas
×