Estímulo en EU entra a una nueva fase

El paquete por 787,000 mdd ha dejado de ser destinado únicamente a rescates de empresas fallidas; la Casa Blanca pretende utilizar el resto de los fondos en proyectos que generen empleos.
dolar-monedas-JI.jpg  (Foto: Jupiter Images)
Jennifer Liberto
WASHINGTON -

El programa de estímulos más grande en la historia del país comienza a moverse a una nueva fase: fuera del rescate, con nuevo gasto para crear empleos.

Los principales asesores de la Casa Blanca dijeron el miércoles que la mayoría de los gastos del estímulo económico hechos hasta ahora ayudaron a impulsar a los estados, a pagar bonos de comida, y a cerrar brechas en el presupuesto médico y de otros sectores para mantener a policías, bomberos y maestros con empleo.

En 2010, la mayoría del gasto para la recuperación restante servirá para atender proyectos de construcción de caminos, transportes de alta velocidad, instalar banda ancha en zonas rurales y para financiar instituciones de investigación y salud.

El economista de la Casa Blanca, Jared Bernstein, aceptó que la mayoría de los empleos creados o conservados hasta el momento son parte del sector público. Una de las zonas laborales mejor conservadas es la educación, pues se conservaron 300,000 empleos de profesores.

Siguen los empleos del sector privado

Bernstein dijo que confía en que el nuevo gasto creará más empleos en el sector privado.

"La economía estadounidense en el sector privado comenzará a recuperar empleos en algún punto del futuro próximo", dijo Bernstein. "Nadie puede decir con precisión cuándo va a ocurrir, pero podemos decir que ese punto está mucho más cerca gracias a la Ley de Recuperación". 

En las últimas semanas, la Casa Blanca dio a conocer su mensaje de que está atacando el principal temor de los estadounidenses en materia de economía: los empleos. El desempleo en Estados Unidos bajó ligeramente en noviembre, a 10%, en comparación con el 10.2% del mes anterior, con la pérdida de 11,000 empleos.

El paquete de estímulo de 787,000 millones de dólares fue aprobado en febrero, entre otras razones, para ayudar a minimizar la pérdida de empleos. Pero este asunto sigue siendo un problema político en el Congreso, pues los republicanos critican su impacto.

El lento camino hacia el crecimiento

El miércoles, los principales asesores de la Casa Blanca informaron sobre el progreso y el futuro del paquete de estímulos. Afirman que el estímulo está trabajando en la reducción de pérdidas laborales, aunque saben que aún tiene mucho qué hacer.

"¿Está realmente limpiando el impacto del mercado laboral de la peor recesión que ha habido desde la Gran Recesión?", preguntó Bernstein. "Claro que la respuesta es no, pero la Ley de Recuperación está ayudando a liberar parte del dolor".

El 4 de diciembre, el Gobierno federal ya había gastado o estaba por gastar 301,700 millones de dólares del paquete de estímulos, además de los 93,000 millones de dólares que se pagaron en ayuda fiscal, dijo Edward DeSeve, asesor especializado en el paquete de estímulo económico de la Casa Blanca. Esto deja un restante de aproximadamente 392,000 millones de dólares.

Cuando se le preguntó al secretario de prensa, Robert Gibbs, sobre las razones del presidente Obama para apoyar el gasto en la infraestructura y para la creación de empleos y sobre cuándo se llevarán a cabo estas acciones, respondió que un mayor gasto complementará los programas de estímulos existentes que ya probaron ser populares y han sido tan solicitados.

Negó que el llamado para otro gasto sea una propuesta para un segundo estímulo y dijo que el nuevo gasto debería ayudar a la infraestructura y a atender programas que ayuden a los dueños de hogares a ser menos propensos a perder sus hogares.

Ahora ve
‘La Chilindrina’ promociona la segunda temporada de Stranger Things
No te pierdas
×