Calidad del empleo se deteriora: CEESP

Los efectos de la crisis son un factor que se reflejado en la calidad de los trabajos, afirma; los ocupados que tienen acceso a las instituciones de salud son 128,000 menos que hace un año.
empleo-despido-suicidio-laboral-telecom-france  (Foto: Jupiter Images)
CIUDAD DE MÉXICO (Notimex) -

La calidad de los empleos generados durante los primeros meses de 2010 se deterioró de manera importante en comparación con el año pasado, sostuvo el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP). "Si bien esto se puede atribuir a los efectos de la crisis por la que atravesó el país, también se puede decir que el problema no sólo se remonta al último año", expuso en su publicación semanal Análisis Económico Ejecutivo.

En el primer cuatrimestre del año se crearon 387,000 nuevos empleos formales, dinámica no vista en los últimos 17 años para un mismo periodo, pero estima que no se trata sólo de abrir nuevas plazas, sino que éstas sean de calidad.

Es decir, subraya el organismo de investigación del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), que cuenten con las prestaciones de ley y una remuneración que permita a los trabajadores estar lo más alejados posibles de las líneas de pobreza.

"Sin embargo, los resultados trimestrales de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo que se publicaron recientemente, permiten inferir que la calidad de los empleos se deterioró de manera importante en comparación con el año pasado", señala.

Cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) indican que al cierre del primer trimestre del año la población ocupada del país sumó 46.3 millones de personas, lo que significó un aumento de 718,000 respecto al mismo periodo del año pasado.

En principio, expone el CEESP, este resultado parece muy favorable si se considera que un año antes la ocupación se vio reducida en 405,000 personas, pero el beneficio se pierde cuando los empleos que se generan tienen cada vez condiciones más precarias.

Mientras los ocupados que tienen ingreso de menos de un salario mínimo hasta tres salarios crecieron en 1.3 millones, el grupo de ocupados que obtienen ingresos de tres a cinco, y de cinco o más salarios mínimos se redujo en conjunto 797,000 personas.

Asimismo, los ocupados que tienen acceso a las instituciones de salud resultaron 128,000 menos que el año pasado, mientras que los que no cuentan con este beneficio crecieron en 839,000.

En su opinión, otro aspecto importante es que hasta ahora el sector formal de la economía no ha podido satisfacer las necesidades de la población, lo cual se refleja en el aumento de la informalidad.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Al cierre del primer trimestre del año, el sector informal concentraba a 12.5 millones de personas, 364,000 más que el año pasado, y el nivel más alto, al menos desde al inicio de la serie en 2005.

"Es claro que en estas condiciones, la reactivación del mercado interno costará mucho más trabajo", anticipa el CEESP.

Ahora ve
Jabones usados en hoteles de lujo representan una esperanza para Haití
No te pierdas
ç
×