¿Por qué no eres feliz?

Especialistas de diversas áreas develan si factores como el dinero influyen en la felicidad.

Ser feliz mejora tu salud

1
La forma en la que las personas lidian con las presiones influye en su grado de felicidad y por consiguiente en su estado de salud. (Foto: Photos To Go)
felicidad  (Foto: Photos To Go)

Tres investigadores de universidades británicas reunieron a 300 voluntarios de entre 45 y 59 años de edad, les pidieron que analizaran su nivel de felicidad a lo largo de todo un día de trabajo, y les controlaron regularmente la presión sanguínea y el ritmo cardiaco, dieron muestras de saliva y de sangre y completaron un test de aptitud mental sobre cómo lidian con laspresionescotidianas. El artículo publicado por Andrew Steptoe, Jane Wardle y Michael Marmot señalaba que los voluntarios con mayores índices de felicidad mostraban un ritmo cardiaco más tranquilo y presentaban en sus muestras de saliva menos cortisol, una hormona asociada al estrés, y en las muestras de sangre una cantidad inferior al promedio de un tipo de plasma relacionado con los infartos y las enfermedades cardiovasculares.

"Si podemos ver diferencias de esta magnitud a partir de momentos cotidianos, cuando la gente está expuesta a problemas y obstáculos simples, el resultado final podría ser una marcada diferencia en el riesgo de accidentes cardiovasculares". Ser infeliz puede ser una experiencia letal.

La obsesión por sonreír

2
La felicidad ha sido estudiada por filósofos o “pensadores” por más de 2,000 años. (Foto: Photos To Go)
felicidad  La felicidad ha sido estudiada por filósofos o “pensadores” por más de 2,000 años. ✓  (Foto: Photos To Go)

Los seres humanos llevamos más de 2,000 años obsesionados con la felicidad. Aristóteles dijo hace 2,300 años que "la felicidad depende de nosotros", Epicteto respondió, dos siglos más tarde: "Sólo hay un camino a la felicidad, y consiste en dejar de preocuparnos por las cosas que están fuera del alcance de nuestra voluntad".

El filósofo británicoBertrand Russellrespondió: "¿Una vida entera de felicidad? Ningún hombre podría soportarlo. Sería el infierno en la Tierra".

Prácticamente no hay pensador o figura histórica que no haya dejado su opinión sobre la felicidad o sobre en qué consiste llevar una buena vida.

Ahora, por primera vez en la historia de la ciencia, un número sustancial de psicólogos, neurólogos y economistas está dedicado a analizar por qué algunas personas son más felices que otra y qué tenemos los humanos en común para acercarnos o alejarnos de nuestros ideales de felicidad.

Estudiando a la felicidad

3
A partir de 2006 se han realizado más de 30,000 estudios científicos sobre la felicidad. (Foto: Photos To Go)
felicidad  A partir de 2006 se han realizado más de 30,000 estudios científicos sobre la felicidad. ✓  (Foto: Photos To Go)

Entre 1980 y 1985 se publicaron poco más de 2,000 trabajos científicos sobre la felicidad; desde 2006 ya se han publicado más de 30,000. Muchos de ellos intentan responder preguntas como: ¿Por qué yo no soy feliz y mis familiares sí? ¿Cuánto tiene que ver la genética? ¿Seré feliz si me gano la lotería mañana? ¿Tengo responsabilidad sobre mi nivel de felicidad?

Algunas de las respuestas a estas preguntas ya están más o menos disponibles: nuestros genes sí influyen mucho en nuestra felicidad, los ganadores de la lotería o quienes sufren accidentes vuelven muy rápido a sus niveles de felicidad anteriores (o sea, eldineroo los accidentes súbitos afectan poco) y sí, todos tenemos responsabilidad y margen de acción para influir sobre nuestra felicidad.

La mayoría de los estudios indican que la cantidad dedinerono influye significativamente en la felicidad de quienes ya tienen algo de dinero, pero influye mucho en la felicidad de quienes, gracias a mejores ingresos, logran salir de la pobreza.

¿Por qué tanto interés?

4
Estudios como la Base de Datos Mundial de la Felicidad arrojan que el dinero no necesariamente influye en la felicidad de las personas. (Foto: Photos To Go)
felicidad  Estudios como la Base de Datos Mundial de la Felicidad arrojan que el dinero no necesariamente influye en la felicidad de las personas. ✓  (Foto: Photos To Go)

De los primeros académicos en investigar sobre la felicidad se encuentran los economistas que empezaron a preguntar a los habitantes de distintos países si eran felices. Muchos de ellos creen que el Producto Interno Bruto (PIB), el índice para medir la economía de un país, dice poco sobre cómo vive la gente, y por eso han intentado afinar la puntería con las encuestas sobre felicidad.

En el caso de México, éste es el séptimo país más feliz del mundo de acuerdo con laBase de Datos Mundial de la Felicidad, publicada en enero de 2010, a pesar de no ser una economía desarrollada.

Los neurólogos, los expertos en evolución y la psicología positiva -nacida hace 20 años- han sido los siguientes en presentar publicaciones sobre la felicidad.

"Algunos psicólogos dicen que las experiencias positivas son como el teflón, y que las negativas son como el velcro", explica Margarita Tarragona, directora del Centro Campos Elíseos, uno de los principales centros de psicología positiva en México, y autora de "Psicología y Bienestar", el único blog en español de la revista estadounidense Psychology Today.

La diferencia de percepción entre las buenas y malas experiencias tiene en parte una raíz evolutiva.

"A lo largo de cientos de miles de años, las emociones negativas nos sirvieron de alerta para reconocer dónde estaban los peligros. Las experiencias negativas se apegaban más a nuestro cerebro porque de ello dependía nuestra supervivencia", afirma la investigadora.

Bienestar, no felicidad

5
Quienes practican la psicología positiva prefieren referirse a la felicidad como bienestar. (Foto: Photos To Go)
felicidad  Quienes practican la psicología positiva prefieren referirse a la felicidad como bienestar. ✓  (Foto: Photos To Go)

Al hablar de felicidad los psicólogos han llegado a la conclusión de que ésta es una palabra que no describe con precisión lo que el cerebro quiere decir, y que "bienestar" es un concepto mucho más adecuado. Para la psicología positiva, las personas felices son aquellas que logran un estado mental y espiritual complejo y satisfactorio y sostenible en el tiempo, combinando experiencias positivas de cuatro áreas distintas:

- Las emociones positivas - curiosidad, amor o placer con cierta frecuencia tiene más posibilidades de ser feliz -.

Para Barbara Fredrickson, profesora e investigadora de la Universidad de Carolina del Norte, una persona feliz normalmente experimenta alrededor de tres de estas emociones positivas por cada emoción negativa.

- El "flow", determinado por el húngaro-estadounidense Mihály Csikszentmihalyi que aquellos momentos en los que nos involucramos por completo en algo que nos gusta hacer y que sabemos hacer bien.

- La trascendencia, que incluye todos aquellos proyectos en los que nos involucramos en ideas que van más allá de nosotros.

- Las relaciones interpersonales: quien triunfa en ella tiene mucho más fácil triunfar en las demás.

"Los más felices de los más felices tienen todos buenasrelaciones interpersonales", dice Tarragona.

John Gottman, psicólogo de la Universidad de Washington afirma que en las parejas saludables hay al menos cinco intercambios de emociones positivas por cada emoción negativa.

Para Sonja Lyubomirsky, profesora de la Universidad de California en Riverside y autora de The How of Happiness, alrededor de la mitad de nuestra felicidad está condicionada por nuestros genes, sólo 10% depende de las cosas que nos pasan en la vida y el 40% restante depende de nosotros, de nuestro autocontrol y de las cosas que hacemos para ser felices.