Portugal proyecta una recesión en 2011

La economía portuguesa se contrajo en el último trimestre 0.3%, aunque creció 1.4% en 2010; la austeridad del Gobierno, que busca reducir su déficit, impactará en el consumo interno.
portugal crisis europa UE irlanda espana grecia  (Foto: CNN)
LISBOA (CNN) -

La economía de Portugal se contrajo 0.3% en el último trimestre del 2010 frente al tercero, reforzando la proyección de que habrá una nueva recesión debido a una desaceleración de la demanda del consumidor en medio del plan de austeridad del Gobierno.

La caída coincidió con las previsiones de un sondeo de Reuters, aunque los datos de este lunes también mostraron que la economía creció 1.4% en todo el 2010, por encima de la estimación oficial de 1.3%, mayormente por un aumento de las exportaciones.

En el 2009, la economía portuguesa se había contraído 2.5%.

El Gobierno debió lanzar un duro plan de ajuste, que incluye aumentos de impuestos y recortes de los salarios públicos, para bajar el déficit fiscal al 4.6% del PIB, mientras se esfuerza por convencer a los inversores de que puede gestionar sus finanzas sin ayuda externa.

"Este año va a ser complicado y muy probablemente haya recesión. La consolidación presupuestaria seguirá golpeando el gasto del consumidor y falta confianza para invertir", dijo Filipe Gracia, director de la consultora Informaçao de Mercados Financeiros en la ciudad de Porto.

Una desaceleración en la demanda interna y una menor inversión, tras la aplicación de las medidas de austeridad, provocaron la contracción de la actividad en el cuarto trimestre desde el crecimiento del 0.3% registrado en el tercero.

Con respecto al mismo periodo del 2009, la economía se expandió 1.2%.

Economistas encuestados por Reuters habían previsto, en promedio, una contracción del 0.3% en el trimestre y un incremento del 1.3% respecto del año previo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El Gobierno aún espera un modesto crecimiento del 0.2% este año de la mano de una subida de las exportaciones que compense una caída del consumo interno. Pero muchos economistas pronostican una contracción de hasta el 1%.

"La desaceleración en la demanda interna se esperaba y seguiría deprimida debido a la consolidación presupuestaria y a las dificultades para financiarse en el extranjero," dijo Paula Carvalho, economista del banco BPI en Lisboa.

Ahora ve
Arqueólogos israelíes descubren una parte oculta del Muro de los Lamentos
No te pierdas
×