Japón relaja su política monetaria

El Banco Central del país impulsó su programa de compra de activo en cinco billones de yenes; Tokio decidió intervenir en el mercado de divisas para frenar la subida del yen.
japón  (Foto: AP)
TOKIO (CNN) -

El Banco de Japón relajó este jueves su política monetaria al impulsar su programa de compra de activos en una revisión regular sobre tasas adelantada en un día frente a la intervención de Tokio para debilitar al yen. El consejo de nueve miembros tomó la decisión por un voto unánime.

El Banco Central mantuvo la tasa de referencia en el rango entre cero y 0.1%.

El BOJ (por su sigla en inglés) aumentó el tamaño de su programa de compra de activos de 10 billones de yenes (130.000 millones de dólares) en cinco billones de yenes. También incrementó en cinco billones de yenes un programa de 30 billones de yenes ofreciendo fondos baratos de renta fija a través de sus operaciones de mercado.

Como resultado, el tamaño de su fondo para compra de activos y operaciones de mercado respaldadas por garantías se elevó en 10 billones de yenes a 50 billones.

El BOJ espera alcanzar el objetivo de 50 billones de yenes para finales del 2012.

Japón intervino este jueves en los mercados de divisas para frenar las subidas del yen, que los funcionarios temen podría descarrilar la recuperación económica desde una caída desencadenada por el terremoto de marzo.

Fuentes familiarizadas con el pensamiento del Banco Central habían dicho a Reuters que el BOJ relajaría su política monetaria si Tokio intervenía el mercado, para maximizar el efecto del debilitamiento del yen.

Inglaterra mantiene tasa de interés

El Banco Central británico dejó sin cambios sus tasas de interés en 0.5% este jueves, y mantuvo su opción de hacer una inyección de liquidez al sistema si la economía se debilita.

El Banco de Inglaterra no emitió comunicado alguno sobre su decisión, aunque las actas de la reunión podrían mostrar una acalorada discusión sobre las herramientas que pueden ser utilizadas si falla la recuperación.

Todos los economistas consultados por Reuters pronosticaron que no habría cambios en los tipos, pero ha habido especulaciones en el mercado sobre que el Banco Central podía sorprender con una segunda ronda de inyección de liquidez, particularmente después de una sorpresiva medida tomada por el Banco Central suizo el miércoles.

La economía británica apenas creció en el segundo trimestre, después de seis meses de estancamiento, y los datos de Estados Unidos y de la zona euro sugieren una desaceleración global. Hasta la inflación, actualmente en más del doble del objetivo del banco británico, parece estar creciendo.

Todos los ojos estarán puestos esta tarde en el Banco Central Europeo, que decidirá si toma medidas para disuadir a los inversores de sus ataques a España e Italia.

Las tasas de interés de Reino Unido se mantienen en 0.5% desde hace más de dos años -el mayor periodo de inercia desde la Segunda Guerra Mundial- y los mercados de divisas no prevén una subida de tipos hasta la segunda mitad del 2012.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El banco inglés no ha comprado activos bajo su inyección de liquidez al sistema desde febrero del 2010, cuando la economía intentaba crecer tras una profunda recesión.

 

Ahora ve
Fuerzas lideradas por EU arrebatan a ISIS el poder de la ciudad siria de Raqqa
No te pierdas
×