Italia y Grecia enfrentan protestas

Los nuevos gobiernos deben aplicar fuertes reformas en medio del descontento social; el costo de la deuda española se disparó, mientras Alemania y Francia discrepan sobre la solución.
italia policia protesta crisis social  (Foto: CNN)
MADRID/PARÍS (CNN) -

La policía griega se enfrentó este jueves con manifestantes anti-austeridad e Italia anunció profundas reformas en respuesta a una crisis de deuda que elevaba con fuerza los costos de endeudamiento de Francia y España.

Más de 30,000 griegos salieron a las calles de Atenas en una enorme protesta que será la primera prueba pública para el nuevo Gobierno de unidad nacional, que deber imponer dolorosos recortes de gasto y aumentos de impuestos si el país quiere evitar la bancarrota.

La policía griega disparó gas lacrimógeno contra jóvenes vestidos de negro, mientras otros tocaban tambores, movían banderas rojas y gritaban "¡UE, FMI fuera!".

El primer ministro italiano, Mario Monti, dio a conocer profundas reformas para sacar a su país de la crisis, y afirmó que los italianos están enfrentando una "seria emergencia".

Los sondeos de opinión muestran que Monti goza de 75% de apoyo, pero hubo enfrentamientos en las calles de Milán (la capital financiera de Italia) y en Turín.

El Gobierno español se vio forzado a pagar los mayores costos de endeudamiento desde 1997 en una venta de bonos a 10 años, con rendimientos 1.5 puntos más arriba del promedio pagado en ofertas similares este año, lo que dio pie a descripciones en el mercado que variaron entre "muy mala" a "espantosa".

París tuvo una subasta algo mejor, pero tuvo que pagar mucho más por los casi 7,000 millones de euros en papeles gubernamentales. Los temores de que la segunda mayor economía de la zona euro se vea arrastrada a la vorágine han llevado a la crisis de deuda a un nuevo nivel esta semana.

"La zona euro debe entregar algo que calme a los mercados y por el momento los mercados sienten que no se les ha dado algo que los conforte", dijo Marc Ostwald, estratega de Monument Securities.

En Roma, Monti delineó una amplia gama de políticas, incluyendo reformas al sistema previsional y al mercado laboral, una persecución de la evasión tributaria y cambios al sistema impositivo, durante su primer discurso en el Parlamento antes de un voto de confianza para confirmar el apoyo a su Gobierno tecnócrata.

Con los costos de endeudamiento de Italia en niveles insostenibles, Monti tendrá que trabajar rápido para calmar a los mercados financieros, ya que Italia necesita refinanciar unos 200,000 millones de euros (273,000 millones de dólares) en bonos para fines de abril.

Irlanda, que ha recibido ayuda financiera y ha ganado aplausos por sus medidas de austeridad, también será forzada a hacer más.

Dublín elevará su máximo nivel de impuestos a las ventas en el presupuesto del mes próximo, mostraron documentos obtenidos por Reuters.

Pero no hay medidas de austeridad en Grecia, Italia, España, Irlanda y Francia que puedan convencer a los mercados sin una acción dramática en el corto plazo que involucre probablemente al Banco Central Europeo (BCE).

Discrepancias

Muchos analistas creen que la única forma de detener el contagio por ahora es que el BCE compre grandes cantidades de bonos, una especie de alivio cuantitativo como el llevado a cabo por los bancos centrales de Estados Unidos y Gran Bretaña.

Francia y Alemania escalaron sus enfrentamientos verbales sobre si el BCE debería intervenir con mayor fuerza para detener la crisis de deuda de la zona euro, luego de que modestas compras de bonos no lograran calmar a los mercados.

Enfrentando costos de financiamiento cada vez mayores y viendo amenazada su calificación crediticia "AAA", Francia exhortó a que el BCE tome acciones más fuertes, pero Berlín sigue resistiéndose a la idea y señala que las normas de la Unión Europea prohíben esas acciones.

"Si los políticos creen que el BCE puede resolver la crisis del euro, entonces están equivocados", dijo la canciller alemana, Angela Merkel, quien agregó que incluso si el BCE asumiera un rol como prestamista de último recurso, eso no resolvería la crisis.

Inversores y funcionarios europeos creen que si Merkel y otros están mirando hacia el abismo, lo impensable se volverá pensable rápidamente.

"Los alemanes hicieron algunos cambios notables en su postura durante los últimos meses, tienes que darles crédito por ello, sólo toma un largo tiempo. Es tortura china", dijo a Reuters un banquero central de la zona euro. "No están siendo tan tajantes como eran", agregó.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Las autoridades del BCE siguen rechazando los llamados internacionales a intervenir de forma decisiva, destacando que es responsabilidad de los gobiernos resolver la crisis de deuda con medidas de austeridad y reformas.

El ministro de Finanzas de Alemania, Wolfgang Schaeuble, dijo que la crisis de deuda de la zona euro estaba comenzando a golpear a la economía real e instó a ser vigilantes para evitar que el contagio infecte a bancos y empresas aseguradoras.

Ahora ve
La compra de Fox y otras predicciones acertadas de ‘Los Simpson’
No te pierdas
×