La UE se cubre por posible salida griega

La mitad de los países de la eurozona y grandes firmas analizan medidas para limitar el impacto; analistas señalan que el 17 de junio es una fecha clave para determinar el futuro del país heleno.
euro reloj  (Foto: Thinkstock)
ROMA/HELSINSKI (CNN) -

Al menos la mitad de los Gobiernos de la zona euro así como bancos y grandes compañías están haciendo planes de contingencia en caso de que Grecia decida abandonar el bloque monetario, aún cuando la opción preferida es que Atenas se mantenga en el área de la moneda común. El viceministro de Economía italiano, Vittorio Grilli, dijo que su país estaba preparado para tal posibilidad, si los electores griegos el 17 de junio le dan el poder a los partidos que rechazan las reformas acordadas con la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) a cambio de un rescate de emergencia.

El déficit fiscal de Grecia significa que sin el dinero de la UE y el FMI, que dejaría de fluir hacia Atenas si el país no cumple su compromiso de reformas, no podría pagar salarios y tendría que dejar la zona euro y comenzar a emitir su propio dinero.

"Siempre tenemos que estar listos en cualquier caso", dijo Grilli, al ser consultado por periodistas si Italia se estaba preparando para una salida de Grecia. "Todas las opciones son posibles, aunque nuestro objetivo es evitar que eso pase", agregó.

Altos funcionarios de la UE le han dicho a los estados miembros que preparen planes de contingencia en caso de que Grecia abandone la zona euro, dijeron fuentes este jueves a Reuters.

Los líderes de la unión han instado a Grecia a mantener el curso de la austeridad y completar las reformas exigidas bajo su programa de rescate.

Pero todavía no hay un plan de contingencia en la Unión Europea, o a nivel político, dijo un alto funcionario, pese a que es natural que los Gobiernos individuales se preparen para los escenarios venideros.

"Dada la situación actual e incluso antes de esto, uno no se puede imaginar que nadie estaba pensando en todo tipo de escenarios. Ese no sería un comportamiento responsable", aseguró el funcionario.

Finlandia también estaba considerando las implicaciones de tal posibilidad; el consejero del Banco Central Europeo Ewald Nowotny dijo que crearía un trastorno gigantesco, con consecuencias imprevisibles.

Funcionarios dijeron que además de Italia y Finlandia, Alemania, Holanda, Luxemburgo, Bélgica, Austria y Eslovaquia también habían comenzado, o empezarían pronto, a desarrollar planes de contingencia.

Fuera de la zona euro, Suecia dijo que estaba lista.

"Las fortalezas están armadas y estamos reuniéndonos frecuentemente con el Riksbank y la FSA (Autoridad de Supervisión Financiera). Estamos bien preparados", dijo el ministro de Mercados Financieros sueco, Peter Norman, a Reuters.

Entre las compañías que están atentas a las implicancias de una salida de Grecia del euro se encontraban International Airlines Group, que es la matriz de British Airways, y la automotriz alemana BMW.

"Estamos absolutamente seguros de que el euro tiene un largo futuro", dijo el presidente global de ventas de BMW, Ian Robertson, en París. "Eso no necesariamente significa que permanezca con su actual estructura", agregó.

Instituciones financieras europeas también están haciendo sus propios planes para tal eventualidad, aunque podrían no anunciarlo.

"Cada banco tiene en este momento un grupo de trabajo mirando las potenciales consecuencias de un retorno al dracma", aseguró un banquero en París.

Un consultor de instituciones financieras francesas comentó: "Los bancos están haciendo planes de contingencia relacionados con una salida griega, pero se puede entender por qué ellos no lo dicen públicamente".

Ahora ve
México y EU avanzan en combatir al crimen organizado, afirma Osorio Chong
No te pierdas
×