Secreto bancario, ¿bajo tela de juicio?

La filtración de datos de cuentas de Scotiabank pone en duda la seguridad de los clientes: expertos; piden investigar de dónde surgió la información que reveló la coalición PRD-PT-Movimiento...
secreto  (Foto: Thinkstock)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La información de una cuenta de Scotiabank que ventiló la Coalición Movimiento Progresista puso bajo tela de juicio la eficiencia de las instituciones de crédito para resguardar la información privada de sus clientes, alertan expertos.

"La ciudadanía no sólo ve en esto la deslealtad de los partidos políticos, sino la poca confiabilidad de los bancos, que exigen a los mexicanos de a pie una serie de requisitos para darles la menor información, aunque sea un saldo bancario", dice Luis Miguel Pérez Juárez, profesor de la Escuela de  Graduados en Administración Pública y Política Pública, del Tecnológico de Monterrey.

Ricardo Monreal, coordinador de la campaña presidencial de la izquierda, presentó el pasado 2 de agosto pruebas del supuesto fondeo ilícito al abanderado presidencial priista, Enrique Peña Nieto. Monreal mostró en conferencia de prensa un estado de cuenta de Scotiabank, supuestamente a nombre del coordinador de Peña Nieto, Luis Videgaray Caso, y que pertenece al gobierno del Estado de México.

El también senador electo informó que estas supuestas pruebas fueron recabadas en las asambleas distritales y entregadas por la ciudadanía.

Monreal mencionó que de manera ordinaria en dicha cuenta se maneja un saldo de alrededor de 153,000 pesos; sin embargo, tiene depósitos de entre 50 y 250 millones de pesos, recursos que fueron movidos hacia otras cuentas el mismo día en que se recibieron.

Scotiabank emitió un comunicado en el que niega que la cuenta mencionada por la izquierda esté a nombre de Videgaray Caso y mencionó que "el Sr. Luis Videgaray no es titular de la cuenta 03800806935 y no está registrado como administrador en el periodo de Enero a Junio de 2012 como se ha señalado", indicó.

El banco no respondió a una solicitud de CNNExpansión para saber si antes de la fecha mencionada Luis Videgaray fue titular de la cuenta.

La Asociación de Bancos de México (ABM) declinó hacer comentarios argumentando que el tema de violación del secreto bancario y los débiles controles de la banca no es un asunto gremial.

Por su parte, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) aseguró que no tiene conocimiento de la violación al secreto bancario; además, aseguró que no está facultada para perseguir la violación a este secreto.

La CNBV indica que la institución de crédito está en su derecho de decir si una cuenta corresponde o no a un determinado cliente, "porque no está informando quién es el titular, ni los movimientos de dicha cuenta, solo que no pertenece a una persona en específico".

En opinión de la Comisión Nacional para la Protección de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), con base en el artículo 117 de la Ley de Instituciones de Crédito, se establecen diversos supuestos para el manejo del secreto bancario.

Agregó que lo lamentable es cuando no se autoriza dar a conocer datos del propietario de la cuenta; en ese caso habría una violación flagrante, pero se desconoce si hubo mediación expresa, petición o incluso autorización para dar esa información de Scotiabank.

La Condusef destaca que se desconoce cómo se origino la información que dio a conocer el coordinador de campaña de Andrés Manuel López Obrador, pero lamentó que alguien pueda dar información de datos personales.

Nadie puede investigar a una persona si no se ha autorizado y eso es claro, afirmó la  Condusef. "Nadie puede meterse con la información si el cliente de esa cuenta no lo ha autorizado, a menos que por alguna razón estuvieses en un juicio y una autoridad judicial es la que instruye a que se haga la investigación ahí sí, pero ese no es el caso aquí", agregó.

Luis Miguel Pérez Juárez precisa que "todos los que hayan tenido una cuenta bancaria han sufrido alguna vez la imposibilidad de obtener su propio saldo, porque olvidaron su código postal y dan esta información en situaciones que llaman la atención por la facilidad y falta de seguridad".

El catedrático del Tec advierte de que "más allá de quién tenga la razón, la salida de estos documentos empaña la imagen tanto de los partidos involucrados como la imagen de las empresas que- consciente o inconscientemente- se ven involucradas en este tipo de litigios electorales, como es el caso de Soriana y Monex".

En cualquier caso considera que hay un delito que se debe investigar. Hay que ver de dónde surge y quién es la fuente: el que produce la información -las instituciones financieras y bancarias- si han tenido deslealtad o incompetencia de su personal; o las instituciones de justicia a las que les llegó esa información y la filtran a terceros con la finalidad de empañar y trastocar el proceso electoral.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"En el primer caso, si se deslindan los bancos, si se sienten víctimas, quedan como tontos; si no se deslindan quedan como cómplices. Por eso, los directivos de las empresas quedan en una situación muy difícil".

"En el segundo caso, si de la Fepade es de donde emanan la filtración de esta información o cualquier otra instancia judicial que la tuviera y esté filtrando esto, se suma no solo la traición e incompetencia sino también un delito grave o un agravante, porque se supone que son las instancias de solución del conflicto y no generadora".

Ahora ve
Trump quiere enviar hombres a la Luna, como paso previo a llegar a Marte
No te pierdas
×