La Bolsa mexicana cierra a la baja

El mercado perdió 0.64% luego que el gasto en construcción y la manufactura descendieron en EU; en Wall Street, el Dow Jones retrocedió 0.42%, el S&P 500 cayó 0.12% y el Nasdaq ganó 0.26%.
BOLSA MEXICANA acercamiento  (Foto: Notimex)

La Bolsa Mexicana de Valores (BMV), el crudo y las Bolsas europeas cerraron este martes a la baja tras los débiles datos de la manufactura y el gasto en construcción en Estados Unidos. Sin embargo, Wall Street cerró mixto y el peso se apreció ante los datos económicos.

El Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa mexicana, perdió 0.64%, a 39,549.43 puntos, en un mercado que se encuentra también a la espera de la reunión del Banco Central Europeo (BCE) el jueves.

"El ISM y el gasto en construcción (..) fueron muy malos, esto vino a desmotivar al mercado", comentó Gerardo Copca, analista de la firma Metanálisis.

En el mercado local, las acciones del grupo financiero Banorte perdieron un 1.79% a 67.57 pesos, mientras que los títulos de la firma de telecomunicaciones América Móvil, los de más peso en el IPC, cayeron un 1.23%, a 16.81 pesos.

En próximas sesiones, la bolsa seguirá pendiente de las cifras económicas, sobre todo del reporte mensual sobre el empleo en Estados Unidos el viernes.

"Si la nómina no agrícola sale mal, creo que el próximo miércoles la Fed va a tener que tomar una decisión más drástica y aplicar el QE3", concluyó Copca.

El sector manufacturero de Estados Unidos se contrajo en agosto a su ritmo más intenso en más de tres años. El índice del Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM por sus siglas en inglés) cayó a 49.6 en agosto desde 49.8 en julio, ubicándose apenas por debajo de la media de 50.0 que esperaban los economistas consultados por Reuters. Las mediciones inferiores a 50 indican contracción en el sector clave de la economía.

El gasto en construcción en ese país bajó 0.9% en julio a una tasa anual de 834,400 millones de dólares, golpeado por bajas tanto en el sector público como en el privado, mostró este martes un informe oficial que siembra dudas sobre las esperanzas de un repunte de la economía en el tercer trimestre.

Wall Street

Las acciones estadounidenses cerraron casi sin cambios el martes, mientras los inversores continúan esperando claridad sobre los planes del Banco Central Europeo para apoyar a los fuertemente endeudados países.

El mercado, en tanto, cerró por sobre sus mínimos ante la fortaleza de los títulos de Apple.

Según los datos extraoficiales de cierre, el promedio industrial Dow Jones bajó 54.90 unidades, o 0.42%, a 13,035.94 puntos. El Standard & Poor's 500 perdió 1.64 puntos, o 0.12%, a 1,404.94. El índice Nasdaq Composite, en tanto, subió 8.09 puntos, o 0.26%, a 3,075.06 unidades.

El mercado cerró por sobre sus mínimos ante la fortaleza de los títulos de Apple.

Las acciones estuvieron bajas durante gran parte de la sesión ante una debilidad de las acciones de empresas industriales y de materiales tras un informe que mostraba que las manufacturas se contrajeron a su mayor ritmo en más de tres años.

Los grupos de telecomunicaciones y de productos de consumo masivo, dos sectores que tienden a sobresalir durante períodos de incertidumbre, lideraron el día.

Las acciones de Apple, que al ser la compañía más grande de Estados Unidos provoca un enorme impacto sobre los índices, subieron 1.5%, a 674.,97 dólares y ayudaron a erosionar las pérdidas más amplias.

Más temprano, el gigante tecnológico distribuyó invitaciones para un evento en San Francisco el 12 de septiembre, preparando el camino para lo que se anticipa será el lanzamiento del iPhone 5.

Aproximadamente un 57% de las compañías que cotizan en la Bolsa de Valores de Nueva York cerraron en alza mientras que tres quintos de las acciones que cotizan en el Nasdaq cerraron en territorio positivo.

El crudo Los precios del petróleo cayeron el martes, ya que preocupaciones por una desaceleración del crecimiento económico y la limitada demanda de crudo contrarrestaron las esperanzas de nuevas medidas de estimulo monetario de los bancos centrales en Estados Unidos y Europa.

Estos temores, que podrían llevar a una baja en la demanda por petróleo, dejaban en un segundo plano el optimismo por la posibilidad de nuevas medidas de estímulo monetario de los Bancos Centrales.

El crudo para entrega en octubre cayó a 1.17 dólares, o un 1.21%, para cerrar en 95.30 dólares por barril, en operaciones que se ubicaron entre 94.97 y 97.37 dólares.

El volumen de producción de petróleo y productos refinados en la costa estadounidense del Golfo de México que se perdió por el huracán Isaac limitó las pérdidas del crudo a medida que la industria reanuda las operaciones afectadas.

Más de 710,000 barriles por día (bpd) de la producción petrolera permanecía suspendida, dijo el Gobierno de Estados Unidos, poco más del 50 por ciento de la producción costa afuera en el Golfo de México. Hasta el momento, la tormenta ha cerrado un total de 10.5 millones de barriles de la producción petrolera desde el 25 de agosto.

Los futuros de crudo Brent para octubre cedieron 1.60 dólares, a 114.18 dólares por barril, tras caer hasta un mínimo de 113.93 dólares luego de haber alcanzado los 116,65 dólares.

El Brent anotó su cierre más alto el lunes, al ganar 1.21 dólares, mientras que los mercados en Estados Unidos estuvieron cerrados por el feriado por el Día del Trabajo. El crudo Brent y el estadounidense subieron más del 9% en agosto.

En tanto, Francia e Italia aplicaron más presión sobre el Banco Central Europeo el martes para que se adopten medidas que permitan reducir los altos costos de endeudamiento para los estados del sur de la zona euro. Se espera que el BCE resalte su estrategia pero sin ofrecer muchos detalles el jueves.

Las esperanzas de que el BCE lance medidas para la compra de bonos crecieron el lunes, después de que su presidente, Mario Draghi, dijo que la compra de bonos soberanos de corto plazo por parte del BCE no violan las reglas europeas.

Europa

Las acciones europeas cayeron afectadas por los datos de EU.

En las últimas semanas los sombríos datos económicos en Estados Unidos han alentado expectativas de nuevas medidas de alivio monetario por parte de la Reserva Federal, pero las cifras de este martes hicieron lo contrario, con otros operadores también destacando los elementos de los datos que podrían aumentar las preocupaciones sobre la inflación.

El índice FTSEurofirst 300 cerró con baja de 1.1%, a 1,079.12 puntos, aunque el volumen de negocios fue de un 72% del promedio diario de los últimos 90 días.

Las expectativas de que el BCE reafirme un esquema de compra de deuda para combatir la crisis de la zona euro han impulsado una escalada en las acciones desde fines de julio. El índice FTSEurofirst 300 ha escalado un 6% desde que el presidente del BCE, Mario Draghi, prometió el 26 de julio hacer "lo que sea necesario" para proteger al euro de la crisis, que arriesga cada vez más con impactar a España e Italia.

Peso

El peso mexicano en su valor a 48 horas, utilizado en las operaciones al mayoreo, se apreció este martes un 0.39%, según el precio final del Banco de México, luego de que débiles datos de la economía de Estados Unidos elevaron las apuestas a que la Reserva Federal lanzará una nueva ronda de estímulo monetario para apuntalar a la mayor economía del mundo.

La moneda local cerró en 13.1644/13.1674 pesos por dólar, con un avance de 5.13 centavos frente a los 13.2187 pesos del precio de referencia de Reuters del lunes. El peso osciló entre 13.1544 y 13.2059 unidades por billete verde durante la sesión.

En ventanillas de bancos y casas de cambio, el peso operaba en 12.78 unidades por dólar a la compra y en 13.28 a la venta.

En su valor 24 horas, el peso ganó 1.74 centavos a 13.1624/13.1644 por dólar, mientras que en su valor mismo día cerró, previamente, con un retroceso marginal de 0.41 centavos a 13.1876/13.1896 por dólar.

Datos débiles de manufacturas y construcción en Estados Unidos elevaron la especulación de que la Reserva Federal anunciará una nueva ronda de estímulos en su próxima reunión de política monetaria, una acción que podría ser precedida este jueves por medidas similares del Banco Central Europeo.

"La mayoría del movimiento está basado en esto, en la especulación de que va haber algo del BCE, del Fed o de ambos, y creo que es porque el peso mexicano es la divisa que más se beneficia", dijo Francisco Diez, director de operación de mercados emergentes de RBC Capital Markets en Nueva York.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Operadores creen que la expectativa de más datos económicos relevantes antes de la reunión de política monetaria de la Fed, la semana próxima, mantendrán al peso transitando en un rango estrecho, de 13.10 a 13.30 unidades por dólar.

"Creemos que habrá algo de acción de ambos lados (Europa y Estados Unidos...), el enfoque del mercado es más en lo que hagan los bancos centrales y menos en los datos", agregó Diez, respecto a la "preferencia" del mercado por datos que confirmen la debilidad de la economía.

Ahora ve
Los hechos económicos que marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×