Tasa Libor: reformarla, no abandonarla

Una nueva tasa de referencia representa una inestabilidad financiera de 300 bdd en derivados; la solución de las autoridades británicas es modificar el esquema y cambiar de supervisor.
Barclays  (Foto: Cortesía CNNMoney)
Charles Riley
HONG KONG -

Un nuevo informe de las autoridades británicas emitido este viernes recomienda que la tasa Libor -referencia clave para las tasas de interés en todo el mundo- debe cambiarse pero no eliminarse. El esperado informe llega después de un gran escándalo en el que los bancos fijaron la tasa para su propio beneficio.

"El sistema no funciona y necesita una reforma completa", dijo el viernes Martin Wheatley, director general de la Autoridad de Servicios Financieros británica (SFA, por sus siglas en inglés). "Los inquietantes sucesos que hemos descubierto en la manipulación del Libor han dañado gravemente nuestra confianza y nuestra credibilidad, ha desgarrado el tejido mismo sobre el que se cimenta nuestro sistema financiero".

Libor es la abreviatura de la London Interbank Offered Rate (la tasa de interés interbancario del mercado de Londres), una medida del costo de los préstamos entre los bancos y una referencia crucial para las tasas de interés de todo el mundo. En realidad es una colección de tasas generadas para 10 divisas distintas y 15 vencimientos diferentes, que van desde un día hasta un año.

El proceso de fijación de dicha tasa tiene enormes implicaciones para los mercados financieros y los consumidores. Aproximadamente 10 billones de dólares en préstamos (incluyendo tarjetas de crédito, préstamos para automóviles, préstamos estudiantiles e hipotecas de tasa ajustable) están vinculados a la tasa Libor.

El futuro del Libor fue puesto en duda este año, cuando el banco de inversión Barclays Capital pagó 453 millones de dólares en un acuerdo con reguladores estadounidenses y británicos, admitiendo que mintió sobre sus costos de préstamos en las cifras presentadas para establecer la tasa Libor.

Sin embargo, Barclays no fue el único implicado, la sospecha ha caído sobre todos los bancos que participan en el proceso de fijación del Libor. Deutsche Bank, Royal Bank of Scotland, Credit Suisse, Citigroup y JPMorgan Chase se encuentran entre las instituciones que han reconocido estar bajo investigación de las autoridades reguladoras.

A raíz del escándalo, algunos observadores sugirieron eliminar de tajo la tasa, mientras que otros proponían un proceso de fijación modificado, diseñado desde la transparencia y la rendición de cuentas.

El informe que Wheatley presentó este viernes aboga por la reforma, diciendo que es un "caso claro para reformar comprensivamente el Libor, en lugar de sustituir la tasa de referencia".

El informe cita la cantidad de contratos actualmente vinculados a la tasa (que se estima representan 300 billones de dólares en derivados) como una razón para que la tasa no sea abandonada. "Una transición a una nueva tasa de referencia o a varias representaría un riesgo inaceptablemente alto de inestabilidad financiera", señala el informe.

Sin embargo, habrá cambios. El más importante de ellos es la recomendación de que la Asociación de Banqueros Británicos (British Bankers Association, BBA) renuncie a su función de supervisar cómo se establecen las tasas Libor cada día.

"La BBA claramente no supervisó adecuadamente el proceso de fijación del Libor y no debería tener en lo sucesivo ningún papel en la administración o gobernanza del Libor", indicó Wheatley. "La responsabilidad debe ser transferida a un nuevo administrador".

A principios de esta semana, la BBA dijo que apoyaría las recomendaciones Wheatley, incluyendo su eliminación del proceso.

El informe también apunta que las futuras tasas deben estar vinculadas a datos observables del mercado y de las transacciones que permitan la verificación.

En un esfuerzo para impedir la manipulación futura de la tasa, Wheatley propone también un aplazamiento en la publicación de las presentaciones que envía cada banco de por lo menos tres meses, y posiblemente ampliar el conjunto de bancos que se emplean para establecer la tasa. Las personas que manipulen las tasas se enfrentarían a la acción penal y civil.

En la misma línea, el informe de Wheatley recomienda racionalizar el número de puntos de referencia utilizados para establecer el Libor. En la actualidad, las tasas son fijadas tras preguntar a una serie de entre siete y 18 grandes bancos qué tasa de interés tendrían ellos que pagar si pidieran dinero prestado.

El informe también recomienda la eliminación de algunos de los vencimientos y divisas que "no cuentan con una cantidad suficiente de datos para corroborar las presentaciones (de esos números)". Esto reduciría el número de las tasas de referencia Libor de 150 a alrededor de 20, dijo Wheatley.  

Wheatley además propuso que la FSA, su propia agencia, fuera la responsable de regular el Libor para que pueda supervisar a las empresas e individuos involucrados en el proceso de la fijación de la tasa y tomar medidas contra las irregularidades.

Los reguladores de Estados Unidos tienen un gran interés en lo que sucede alrededor de la tasa Libor. Gary Gensler, presidente de la Commodity Futures Trading Commission, planteó preguntas ante el Parlamento Europeo a principios de esta semana sobre la sostenida y relativa estabilidad de la tasa Libor, un fenómeno aparentemente en contradicción con los datos observables del mercado, que sugieren que el Libor debería ser más volátil.

"A pesar de una recuperación larga y dolorosa, a veces el reemplazo es la mejor opción cuando una cadera o una rodilla... o incluso una tasa de referencia... se han desgastado", expresó Gensler.

Hibah Yousuf contribuyó a la elaboración de esta nota.

Ahora ve
“Los países nos dan a las peores personas”, dice Donald Trump sobre migrantes
No te pierdas
×