Banca de desarrollo, base para créditos

Un esquema de garantías que cuente con apoyo del Estado detonará préstamos a pymes, dicen expertos; además es indispensable que la reforma financiera vaya acompañada de un Estado de derecho fuerte.
pymes  (Foto: Getty)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

En la reforma al sistema financiero que el Ejecutivo presentará al Legislativo en las próximas semanas, la banca de desarrollo tendrá que ser un pilar para el otorgamiento de financiamiento de la banca comercial a las pequeñas y medianas empresas del país, que es un Talón de Aquiles en México, dicen expertos.  

Para fomentar el crédito "se tienen que presentar como parte de la reforma al sistema financiero mecanismos de política o de Estado, y aquí la banca de desarrollo deberá jugar un papel importante", consideró el socio líder de la Práctica Regulatoria del Sector Financiero en PwC México, Eduardo Gómez Alcalá.

Si en la banca de desarrollo se activan mecanismos eficientes como los esquemas de garantías y se coordinan con mecanismos de la banca privada, el crédito a las pymes puede empezar a fluir porque las pérdidas podrían minimizarse, estima.  

La semana pasada, el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray Caso, informó que trabaja en una iniciativa de reforma al sistema financiero que contribuya a su solidez, mejorar la capacidad regulatoria, fortalecer las instituciones financieras y aumentar el crédito, para lo cual anunció medidas como un mecanismo de garantías.

Los factores básicos

Para solventar el problema de la escasez de crédito se necesitan garantías, refirió el experto de la firma de consultoría PwC México Eduardo Gómez.

"Los préstamos son el motor de los bancos, es el principal generador del margen financiero, tienen reservas de cartera, miden el capital necesario para poder solventar o afrontar las pérdidas que pueden llegar a tener, pero pueden aminorar ese golpe con esquemas de garantías y esto debe darse en la reforma, y tiene que tocar el rol de la banca de desarrollo como generador de progreso en México", dijo Gómez.

"Hay esquemas en los que la banca privada puede otorgar el crédito y la de desarrollo dotar de las garantías. Han existido programas así en el pasado con un éxito relativamente bueno y si se le da fuerza a este tipo de esquemas, se estarán dando incentivos a la banca privada para que preste", coincide el director de la EGADE Business School del Tecnológico de Monterrey (ITESM), Campus Estado de México, Juan Sherwell.

Adicionalmente, las pymes deberían tener una mejor contabilidad para que les sea más fácil acceder a créditos bancarios y no financiarse solo de los proveedores que si bien les resulta barato, también llega a ser ineficiente, destaca Sherwell.

Uno de los puntos que debe tocar la reforma al sistema financiero es tener mejores condiciones para la generación y sostenibilidad de las compañías. Hoy en día hay un alto porcentaje de las pyme tienen un promedio de vida de uno o dos años y ningún banco se anima a prestarles a largo plazo y si lo hacen es a una tasa de interés elevad, subraya.

Fomentar el crédito

Una de las razones por las que en México hay poco crédito es que hay muy poco ahorro, indica Sherwell. "Los bancos prestan en función de lo que captan y la banca en México capta muy poco, ya que el ahorro promedio del mexicano debe ser de 2%, como porcentaje de su ingreso, cuando en EU es 4% y en Japón entre 15 y 20%".

De acuerdo a la Secretaría de Hacienda, el crédito bancario al sector privado no bancario es de apenas 26% del PIB, mientras que en Brasil rebasa el 50% y en Chile es casi 100%.

Los ocho mayores bancos en México representan el 80% de los activos del sistema, de los cuales 79% son de capital extranjero y 21% nacional, de acuerdo con el socio de la Práctica de Auditoría y especialista en Servicios Financiero de KPMG México, Ricardo Delfín.

El modelo se revierte cuando se revisan los bancos especializados (en una parte del mercado, típicamente cadenas comerciales, tiendas de autoservicio y departamentales o financiamiento automotriz), ya que 93% son de capital nacional y 7% extranjero, dice.

En un estudio sobre el sistema bancario, destaca que el rezago se encuentra en la microeconomía, donde siguen pendientes reformas para mejorar la distribución de la riqueza, desarrollar regiones rezagadas, facilitar el acceso a la educación, la salud, la vivienda y el consumo.

Sherwell expone que otro factor que preocupa es que los bancos han encontrado en las comisiones un negocio muy rentable de bajo riesgo, que se ha convertido en un incentivo perverso para el otorgamiento de crédito por lo que recomienda que la propuesta de Hacienda debe abordar este punto.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Considera además que la reforma financiera debe ir acompañada de un Estado de derecho más fuerte ante un poder judicial débil que actualmente no garantiza el cumplimiento de los contratos; los juicios mercantiles -ya sean ordinarios o ejecutivos- son largos y los bancos tienen miedo de prestar sabiendo que si el cliente no paga el juicio mercantil puede durar varios años.

El experto de la consultoría PwC añade que la reforma también deberá tomar en cuenta mecanismos regulatorios para fomentar el crédito. No eliminar los que existen, sino flexibilizar requisitos normativos.

Ahora ve
Fiscal general de EU culpa a migración por pandillas y terrorismo en el país
No te pierdas
×