La inflación genera presión a Banxico

Los choques de oferta mantendrían al índice de precios arriba de la meta oficial en el corto plazo; expertos consideran que Banxico debe retirar liquidez para frenar una espiral inflacionaria.
Agustín Carstens  (Foto: Agencias)
Isabel Mayoral Jimémez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Los choques de oferta y los factores climatológicos, como la sequía, amenazan con mantener la inflación en los niveles límite de la meta anual del Banco de México (Banxico), de 3% +/- un punto porcentual en los próximos meses, advierten especialistas.

En lo que va del año, la economía mexicana ha padecido aumentos en precios y tarifas del sector público como el transporte, la gasolina y gas L.P, que han sido superiores al 3%.

"La evidencia que tenemos hasta ahora es que ha habido una prolongación de los choques de oferta que han hecho que el aumento de los precios sea mayor de lo que se pensaba, lo cual viene a despertar la duda de si realmente el efecto de estos choques de oferta serán transitorios o prolongados", señala el director para América Latina de Moody´s Analytics, Alfredo Coutiño.

Este martes, el Banco de México (Banxico) admitió que el trabajo para mantener la inflación dentro de su meta se le ha complicado a causa de choques en precios agropecuarios, que consideró temporales.

De no presentarse un efecto transitorio en esos choques de oferta, hay probabilidad de contaminación de los precios en la economía real porque existe un exceso de liquidez, agrega Coutiño.

El consenso entre los 24 grupos de análisis económico encuestados por Banamex, estima que la inflación cerrará 2013 en 3.90%, aunque hay seis grupos que esperan que los precios finalicen el año por arriba de 4%.

Es posible que lo que se había previsto el año pasado con relación a los impactos en el sector agropecuario o eventos coyunturales como la sequia, y en algún momento inundaciones, afecte a los precios, considera el director de la licenciatura en Administración Financiera del Tecnológico de Monterrey Campus Santa Fe, Oliver Ambía.

Aunque cree que es posible que la inflación quede por debajo de 4% al cierre de año, las probabilidades cada vez  actúan en contra y complican la labor del Banco Central mexicano.

En su último reporte trimestral de inflación, Banxico indicó que los precios al consumidor aumentarían en el primer trimestre de 2013, para después estabilizarse en los siguientes meses. Pese a ello, estimó que durante gran parte de 2013 y 2014 la inflación anual se situará en niveles cercanos a la meta oficial.

Coutiño considera que hay un exceso de liquidez en la economía que está generando condiciones para que el choque de oferta contamine otros precios y de mantenerse sí van a ocasionar que la inflación no baje de 4%.

Los economistas exponen que para evitar condiciones de un repunte inflacionario habría que retirar liquidez, esterilizando los recursos que permita contener esa espiral en los precios.

Coutiño comenta que con la baja en la tasa de fondeo de medio punto porcentual el 8 de marzo pasado, la base monetaria pasó de 775,000 millones a un pico de 803,500 millones de pesos el 27 del mismo mes. Este efecto provocó que el 3 de abril, Banxico realizara operaciones de regulación monetaria con dos subastas de Cetes por un total de 110,500 millones de pesos para retirar liquidez de la economía.

"Esa liquidez extra puede generar presiones de demanda porque quien utilice el dinero en la economía cuenta con más pesos, pero como no podían subir la tasa de interés de nuevo la forma de controlar esta situación fue retirar dinero de la circulación y 4 semanas después la base monetaria bajó hasta 758,000 millones de pesos, lo cual implicó apretar las condiciones monetarias", explica.

Movimiento en la tasa hasta 2014

Los especialistas consultados por Banamex esperan que el siguiente movimiento en la tasa de referencia del Banxico se dé en 2014 y la media espera que sea un alza de 25 puntos base. El grupo financiero precisó que la proporción de participantes que esperan un recorte como el siguiente movimiento de política monetaria se incrementó a cerca de 17% desde el 4.5% anterior.

Este incremento fue suficiente para modificar la expectativa del mes del siguiente movimiento de Banxico, pero no para llevar la expectativa de dirección de la tasa fuera del territorio de alzas. La proporción de participantes que esperan un incremento en el fondeo descendió a 41.7% desde 68.2% -anticipando que sería en enero de 2015 cuando se materializaría tal movimiento.

Oliver Ambía agrega que hay un grado de descontento porque se percibe que la inflación se está yendo más arriba de lo esperado y los rendimientos de los instrumentos del Gobierno federal tampoco están otorgando tasas atractivas.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Si la inflación va arriba del 4% anual, los rendimientos darían una tasa real negativa, pero apenas es el primer trimestre y quizás las cosas empiecen a mejorar, pero el catedrático ve un entorno aún volátil y la probabilidad que percibe de que la inflación baje de 4% es baja.

Coutiño, de Moody´s Analytics, tampoco afirma que la inflación se le vaya de las manos al Banxico. Los choques transitorios tienden a revertir el efecto en el tiempo. La inflación no iría más allá de 5%, que comparado con el 3% a 4% que se tiene de rango de tolerancia no es para llamarlo fuera de control, sobre todo porque la inflación subyacente está cerca de 3%, "pero no quiere decir que no se irá arriba de 4% si las presiones aumentan".

Ahora ve
Los jugadores extranjeros son mayoría en la final del futbol mexicano
No te pierdas
×