La incertidumbre ‘contagia’ a Banxico

Las presiones sobre el peso anulan la posibilidad de que baje la tasa de referencia, dicen expertos; consideran que la aprobación de las reformas ayudará a que el peso se estabilice frente al dólar.
carstens  (Foto: Agencias)
Isabel Mayoral Jiménez
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La volatilidad que ha observado el tipo de cambio anula la posibilidad de que el Banco de México (Banxico) recorte su tasa de referencia en el corto plazo, tal y como lo anticipaba el mercado, dijeron analistas.

En las últimas siete semanas, el peso se ha depreciado 11.39%, al pasar del mínimo que alcanzó el 7 de mayo de 12.0350 a 13.4062 unidades por dólar al cierre de este jueves. Por ello ahora el nivel que esperan los expertos es de 12.30 para finales de 2013, desde los 12.10 en la encuesta previa que aplica Banamex.

"La incertidumbre entre los analistas se incrementó de manera sustancial con relación al siguiente movimiento de la política monetaria, con pronósticos al alza de 30% de los participantes en el estudio, 26% a la baja y 44% que prefirieron no manifestarse al respecto", destaca la Encuesta Banamex de Expectativas dada a conocer este jueves.

En comparación con la encuesta anterior, hay una reducción importante en el número de especialistas que esperan caídas en tasas en este año.  De 12 expertos que preveían recortes hace dos semanas, solo seis mantienen esa postura actualmente.

Sin embargo, parece haber mayor convicción con relación al nivel que tendrá la tasa de interés de política monetaria al final del año, pues  la mayoría de los participantes (15/23) esperan que permanezca en el nivel actual de 4.0%.

El mercado no espera cambios en la tasa de referencia del Banxico en su reunión de julio próximo, incluso tampoco lo anticipa para lo que resta del presente año, sobre todo por la expectativa de que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) pueda empezar a reducir de manera gradual los estímulos monetarios a finales de 2013, destacó el analista económico del Grupo Financiero Ve por Más, Isaac Velasco Orozco.

"La volatilidad en el tipo de cambio reduce la posibilidad de que Banxico recorte la tasa en julio y es un factor que juega en contra de la decisión del Banco Central, ya que la inflación se ubica arriba de 4% y si las presiones siguen podría retrasar esta convergencia por debajo de la meta (inflacionaria) de 4%", destacó.

Banxico, decisión compleja Analistas consideran que la entidad enfrenta un entorno macroeconómico más complejo por la volatilidad del tipo de cambio, las menores expectativas de crecimiento y la inflación aún por arriba de la meta oficial (de 3% +/- 1 punto porcentual), además del recorte de estímulos en EU.

"Aun cuando la inflación cediera en el corto plazo, no veo cómo (pueda bajar la tasa) y dada la volatilidad en el mercado se hace muy complicado hablar del nivel que pudiera tener el tipo de cambio en el corto plazo, incluso 13.40 pesos por dólar es una cotización que sorprende", consideró el subdirector de Estrategia de Renta Fija de Análisis Santander, Salvador Orozco.

Si la incertidumbre se mantiene un par de meses más con una economía estadounidense en recuperación en la segunda mitad del año puede ser muy rápido el traspaso de la depreciación a precios (past through), aunque Banxico seguro reactivaría la subasta de dólares previamente, consideró. Sin embargo, aclaró que por ahora no modificarán su estimado del tipo de cambio para fin de año y lo mantienen en 12 pesos por dólar, proyección que va en función de la aprobación de las reformas hacendaria y energética. "Si no pasan las reformas, tendríamos que modificar al alza el estimado del peso, pero no por ahora".

En opinión del director de la Escuela de Graduados en Administración del Tecnológico de Monterrey, Campus Estado de México, Juan Sherwell, esta volatilidad derivada del anuncio de la Fed será de muy corto plazo y que era de esperarse que en algún momento se terminaría esta política monetaria expansiva en EU.

Sin embargo, menciona que en este momento no es posible señalar si están dadas las condiciones para que Banxico pueda bajar tasas. Hay una inflación un poco presionada y con el retiro de estímulos monetarios en EU seguramente en los siguientes meses empezarán a subir las tasas de interés (lo cual se espera suceda en 2015).

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Para el analista Velasco Orozco, de Ve por Más, el efecto de un traspaso del tipo de cambio a la inflación no es inmediata. Tarda entre dos o tres meses, incluso hasta seis, en notarse y mercancías es el principal canal de transmisión.

No previó que el crecimiento económico sea una variable decisiva en la política monetaria, principalmente porque el gobernador del Banxico, Agustín Carstens, ha dicho que el bajo crecimiento del primer trimestre fue parte de un bache y que en el segundo semestre del año el crecimiento va a ser superior, por lo que no será un factor que juegue en las próximas decisiones de política monetaria.

Ahora ve
Los hechos económicos que marcaron a México durante el 2017
No te pierdas
×