Falta de expertos, otra crisis en Pemex

La paraestatal tardaría hasta 15 años para sustituir a los ingenieros que se jubilan en un solo año; la empresa tiene un índice de productividad por trabajador menor que la de sus pares mundiales.
estudio, mba  (Foto: Getty)
Edgar Sigler /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La falta de inversión para preparar especialistas en el sector petrolero provocará que se requieran hasta 15 años para poder satisfacer la demanda de personal por los ingenieros que se jubilarán en un solo año, advirtieron especialistas e instituciones de investigación.

En el último sexenio, la inversión en el Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) -un centro público de investigación científica y profesionalización- reportó una baja de 32%, al pasar de 66 millones de pesos en 2006 a sólo 45 millones al cierre de 2012, acorde con datos del Centro de Investigación para el Desarrollo, AC (CIDAC).

"De por sí ese monto es de risa, pero demuestra la desatención que se ha agudizado en estos años por generar más ingenieros", expresó la directora general del CIDAC, Verónica Baz.

Al fenómeno de la poca inversión se añade el cuello de botella que supone el monopolio legal que tiene Pemex sobre el sector, lo que genera que no exista una competencia por atraer talento a estas áreas de la ingeniería, añadió el director general del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), Juan Pardinas.

"Es un monopolio porque solo puedes trabajar ahí. Hay una perversión laboral, porque solo tienen una opción de empleo que es Pemex", dijo el director del IMCO.

Como ejemplo de la falta de inversión, el CIDAC señala que el Programa Institucional de Posgrado del IMP, creado en 2002, registra una disminución en el número de alumnos matriculados en doctorado, pasando de 61 en 2006 a sólo 28 en 2011. En el mismo periodo el número de egresados también cayó de 15 a seis.

Actualmente, el IMP cuenta con dos vías para formar ingenieros: una es a partir de sus programas de becas para maestría y doctorado en el extranjero, explicó María Isabel Rueda, vocera del instituto.

"La modalidad de becas es nueva, y apenas vamos a asignarlas. Serán alrededor de 40 becas que todavía están por darse, aunque si la demanda es mayor y los aspirantes califican podemos dar más", dijo.

La otra vía que tiene el IMP de generar recursos humanos para Pemex es a través de sus posgrados en el país. Este año se graduarán cerca de 12 alumnos de la maestría, un número insuficiente ante la demanda que enfrenta cada año la paraestatal, comentó una fuente del instituto que pidió no ser identificado.

"En verdad la demanda es muy fuerte. Definitivamente faltan ingenieros", aunque aclaró que el reducido número de egresados se debe a que su enfoque no es la educación, sino la investigación, por lo cual carecen de una mayor capacidad para recibir alumnos.

Existen otras instituciones que generan ingenieros petroleros como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) o el Instituto Politécnico Nacional (IPN), sin embargo el IMP es el único con la especialización para enfocar a un ingeniero en matemáticas, geofísico o civil en las necesidades que requiere Pemex.

En el trimestre de enero-marzo de este año había 24 estudiantes de doctorado y 30 de maestría; mientras que se han graduado apenas 94 de los programas de posgrado (41 doctores, 49 maestros y cuatro especialistas), según cifras del IMP.  

Pemex: cuello de botella 

Verónica Baz coincidió en que la falta de competencia en el sector genera un cuello de botella para generar expertos en el sector; mientras que en la parte laboral se muestra lo improductivo que resulta la paraestatal frente a otras firmas.

"Pemex es más improductiva que las grandes petroleras en cualquier forma que se le quiera medir", acusó la directora del CIDAC.

Con una plantilla laboral de 151,022 trabajadores a 2012, tiene casi el doble que ExxonMobil, Shell y BP, casi el triple que Petrobras y casi seis veces más que Statoil.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

En términos de producción, esto se traduce en que Pemex necesita 6.5 veces más empleados que Statoil para producir sólo el doble que la petrolera pública Noruega, según el CIDAC.

Tanto el CIDAC como el IMCO coincidieron en que en una reforma energética se debe plantear el cambio al contrato colectivo de la paraestatal para aligerar sus pasivos laborales, que ya superan los 1.3 billones de pesos, lo que equivale a casi el 64% de los activos totales de la compañía.

Ahora ve
Este gel permite un mejor estudio sobre el comportamiento del cáncer
No te pierdas
×