Países emergentes, ¿peligro para EU?

La caída en el crecimiento de algunas economías puede contagiar al sistema financiero de EU; los focos rojos son para bancos como Citigroup y Morgan, con grandes inversiones en estos mercados.
citimorgan  (Foto: Getty)
Stephen Gandel

Aquí hay otro riesgo que la Reserva Federal podría querer considerar a medida que sale de su programa de compra de bonos: ¿podrá la creciente desbandada en los mercados emergentes crear una crisis financiera en Estados Unidos?

El aumento de las tasas de interés en el país de América del Norte, provocada por indicios de que la Fed podría desacelerar la compra de bonos, se han traducido en un verano de sufrimiento para los mercados emergentes. Solo por poner tres ejemplos:

  • La rupia India ha caído 20% frente al dólar desde mayo.
  • La lira de Turquía ha bajado 15%. 
  • La bolsa de Brasil, una consentida de Wall Street durante mucho tiempo, ha caído 20% este año.

En este momento, los inversores bancarios no parecen demasiado preocupados. Las acciones bancarias han caído 4% en el mes pasado a medida que la situación en los mercados emergentes ha empeorado. Los accionistas a menudo permanecen en negación más tiempo del que deberían.

"En general, los inversores bancarios no han estado excesivamente preocupados", dice un analista de Credit Suisse, Moshe Orenbuch. "Si de repente uno de estos mercados estalla, entonces todo el mundo se apresurará a analizar la exposición".

Analistas bancarios de la oficina de JPMorgan Chase en Londres escribieron a principios de junio un informe titulado Fed Tapering: Who is Afraid of EM [emerging market] Selloff? We Are! (La reducción de la Fed: ¿quién tiene miedo de la venta masiva en los mercados emergentes. ¡Nosotros!)

El informe indicaba que el aumento de las tasas de interés desaceleraría drásticamente las ventas de bonos en los emergentes y disminuiría el trabajo en los grandes bancos. El informe estaba enfocado en los bancos europeos e indicaba que los británicos HSBC y Standard Charter serían los que perderían más negocios.

Citi y Morgan, los más golpeados

En Estados Unidos ese banco podría ser Citigroup. Según la presentación de resultados más reciente del banco, Citi genera casi la mitad de todos sus ingresos en los mercados emergentes. Varios bancos ya han dicho que están retirándose de Brasil, donde algunas firmas de Wall Street, incluyendo a Goldman Sachs, tenían ambiciosos planes de expansión hace apenas unos meses.

Lo que realmente impulsa las crisis financieras, o los impactos en el mercado por el temor a ellas, no son los menores ingresos sino cuánto podrían perder los bancos si los mercados siguen cayendo. Averiguar esa cifra puede ser difícil.

Los bancos revelan en las notas de sus estados financieros la cantidad de dinero que podrían perder, ya sea por inversiones o préstamos, en cada país. Solo dan a conocer esa cifra para países en los que tienen participaciones significativas u operaciones de préstamo. Y generalmente no hacen una suma de toda la exposición que tienen a los mercados incipientes de todo el mundo.

Morgan Stanley, por ejemplo, indica en sus estados financieros que podría perder hasta 4,600 millones de dólares si todas sus apuestas y préstamos en Brasil cayeran en morosidad, y otros 3,000 millones de dólares en China. Esas cifras son después de coberturas y ajustes.

Si ignoramos esos factores -las coberturas no siempre funcionan como deberían, simplemente pregúntale a la ballena de Londres de JPMorgan-, el peor escenario para Morgan Stanley en Brasil luce más bien como una pérdida de 17,000 mdd, de acuerdo con cifras del Federal Financial Institutions Examination Council.

En Corea del Sur, ese banco podría perder 10,000 mdd, según las mismas estadísticas del Gobierno. El país no es una de las naciones que Morgan Stanley destaca en sus propios estados financieros. Si sumamos todas esas posibles pérdidas, suena como que los países en desarrollo son algo que Morgan Stanley debe observar atentamente. Las pérdidas en los tres mercados por sí solos, en el peor de los escenarios, podrían significar una afectación importante al capital total del banco de 66,000 mdd.

En sus estados financieros, JPMorgan Chase incluye a China, Brasil, India y Malasia, entre los países en los que dice que tiene la mayor exposición. El banco indica que podría perder poco más de 50,000 mdd en los cuatro países, o alrededor de una cuarta parte de su capital total.

A finales del año pasado, Citi dijo que sus pérdidas potenciales en los mercados emergentes eran mínimas, incluso en el peor escenario posible. Ubicó su exposición total a Brasil e India en 6,200 mdd. Pero, de nuevo, eso es después de las coberturas. Si tomamos las cifras del Gobierno, la inversión total en circulación en esos dos países es más bien de 54,000 mdd, que si todo saliera mal borrarían un tercio del capital de este banco.

Más pérdidas

Eso no es todo el dinero que los bancos podrían perder en los mercados emergentes.

En su reciente trimestre, Goldman Sachs dijo que, con base en las apuestas que hace en los mercados de divisas y en las operaciones que ejecuta para sus clientes, la empresa podría perder hasta 26 mdd en los mercados de divisas extranjeras al día. Eso es menos de los 59 mdd que podría perder al día en la compra y venta de inversiones, como los bonos, que fluctúan con las tasas de interés.

Si Goldman llegara a sus pérdidas máximas en la mitad de los días del trimestre, y quedara en el punto de equilibrio el resto de los días, eso podría costarle a la entidad 780 mdd, o aproximadamente 40% de lo que ganó en los tres meses recientes.

La buena noticia es que pocas personas prevén una gran explosión en los mercados emergentes. La mayoría de los estrategas creen que el escenario más probable es una desaceleración gradual en China y en otros mercados, en momentos en que los países desarrollados como Estados Unidos están comenzando a crecer más rápido de nuevo.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Brasil podría quedar atrapado en un modo de crecimiento lento. La situación en India podría ser la más difícil de resolver; pero, de nuevo, pocos están hablando de un impago. Y eso es lo que probablemente sucederá.

Las malas noticias, sin embargo, son que probablemente también habrá días en los próximos meses y años en que los inversores estén demasiado nerviosos como para recordar eso.

Ahora ve
Google lanza tres nuevas apps gratuitas de fotografía
No te pierdas
×