El Gobierno ‘rasura’ su plan hacendario

Presuntamente sacó la propuesta de gravar con IVA algunos productos básicos: fuentes; se prevé un alza del ISR para los más ricos y gravar con 10% las ganancias en Bolsa y dividendos.
epnok  (Foto: Agencias)
CIUDAD DE MÉXICO (CNN) -

El Gobierno de México se apresta este domingo a presentar su propuesta de reforma hacendaria que, según miembros del PRI y un borrador obtenido por la agencia informativa, dejará de lado un controvertido plan de gravar algunos alimentos y medicinas. La iniciativa, que se espera sea presentada por el presidente Enrique Peña Nieto a las 18:00 horas, busca elevar la baja recaudación, una de las menores del continente en relación al tamaño de la economía del país.

El Gobierno, que necesita la reforma para impulsar el ritmo económico, había evaluado ampliar la aplicación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) a fin de incluir algunos alimentos y medicinas que actualmente se mantienen con tasa cero, de acuerdo con fuentes cercanas al proyecto.

Sin embargo, según las fuentes, la medida habría sido vista como una apuesta arriesgada por el impacto que tendría entre los pobres, que constituyen aproximadamente la mitad de la población en la segunda mayor economía de América Latina.

En cambio, la iniciativa que presentará el Gobierno podría proponer un incremento en la tasa máxima del Impuesto Sobre la Renta (ISR) a 32% para los más ricos, desde el 30% actual, según el borrador.

En un primer despacho, la agencia había indicado que el incremento sería de 40%, según priistas consutados. "Por ahí van a ir muy fuerte, sin duda", declaró un legislador cercano al presidente Peña Nieto en la víspera de la presentación de la reforma.

La nueva tasa tope del ISR del 32% aplicaría para quienes devengan ingresos superiores a 500,000 pesos anuales, al tiempo que se eliminarán buena parte de los regímenes especiales.

Según la agencia, la iniciativa de reforma hacendaria pretende gravar con 10% las ganancias en Bolsa y dividendos.

También plantearía eliminar el régimen de consolidación fiscal, así como rebajar la carga fiscal de Petróleos Mexicanos desde el 79% actual a menos del 60%.

De acuerdo al borrador, se mantendrían las exenciones a servicios médicos y transporte urbano y se prevé homologar el IVA en la zona de la frontera, que goza hasta ahora de una tasa diferenciada de 11%.

Sin embargo, la reforma pretende eliminar las exenciones de IVA en servicios educativos e intereses de hipotecas.

Por otra parte, se plantearía eliminar el Impuesto Empresarial a Tasa Única (IETU) y el Impuesto a los Depósitos en Efectivo (IDE).

Además, según el documento, se prevé la aplicación del llamado Impuesto Especial sobre Producción y Servicios (IEPS) a combustibles y plaguicidas, así como a las bebidas azucaradas, con el objetivo de combatir la obesidad.

De acuerdo al borrador de la iniciativa, a partir del próximo año el aumento de la gasolina irá de la mano con la inflación.

Incluye además una propuesta de pensión universal, la creación de un seguro de desempleo y otorgar facilidades tributarias para impulsar la formalidad laboral y a quienes inician un negocio.

El Gobierno prevé que su propuesta de reforma tenga un impacto fiscal del 2.9% del Producto Interno Bruto (PIB). La administración federal, que presentará también este domingo su propuesta de paquete presupuestario para 2014, propondría un déficit transitorio de 0 a 0.4% del PIB en 2013 y del 1.5% para 2014, según la agencia informativa.

El mes pasado, el Gobierno recortó a 1.8% su pronóstico de crecimiento para 2013 luego de que la economía se contrajo sorpresivamente en el segundo trimestre. Con ello, surgieron temores de que mayores impuestos limiten una eventual recuperación. Nota relacionada: Videgaray niega recesión económica

Una serie de recientes protestas callejeras contra otras reformas gubernamentales sembraron el fantasma de posibles disturbios sociales, lo que habría llevado a la administración federal a tomar una postura más mesurada en su proyecto tributario.

Miembros de PRI, que hablaron con Reuters bajo condición de anonimato, aseguraron que se optó por abandonar los planes de gravar alimentos y medicinas.

Si bien el Gobierno nunca había dicho explícitamente que podría plantear la aplicación del IVA a alimentos y medicinas, tampoco lo descartaba.

Incluso el PRI modificó en marzo uno de sus principales documentos internos que prohibía a sus legisladores votar a favor del controversial impuesto.

Nota relacionada: Los legisladores del PRI ya podrán discutir el IVA a productos básicos

El Gobierno presentó en agosto un proyecto de reforma que busca abrir el sector energético a la inversión privada mediante la licitación de contratos de utilidad compartida en petróleo y gas, cuya producción está estancada.

Antes, el Congreso aprobó sendas reformas impulsadas por Peña Nieto para ampliar la competencia en el sector de las telecomunicaciones y mejorar los niveles de la educación.

Por lo pronto, el excandidato presidencial Andrés Manuel López Obrador convocó a sus seguidores a reunirse en una asamblea pública durante la mañana de este domingo para protestar contra una eventual alza de impuestos y la propuesta energética del Gobierno federal.

Ahora ve
Cómo evitar que tu hijo sufra un accidente relacionado con sus juguetes
No te pierdas
×