El mundo seguirá amando al dólar

Pese a que el Congreso llevó a EU al borde del impago, el billete verde no perderá su estatus; actualmente no hay otra opción de moneda de reserva ni otra inversión más segura, dicen analistas.
rollo dolar  (Foto: Getty)
Maureen Farrell
NUEVA YORK -

El Congreso estadounidense hizo un buen intento, pero incluso llevar al Gobierno al borde del impago probablemente no va a tambalear el estatus del dólar como moneda de reserva del mundo. Los bonos del Tesoro también se mantendrán como la inversión favorita del sistema bancario mundial. ¿Por qué? Los mercados simplemente no tienen otra opción.

"No hay ninguna otra moneda de reserva. No hay nada remotamente cercano", dijo el jefe de estrategias de inversión de Strategas, Jason DeSena Trennert. "No es un derecho divino, pero Estados Unidos básicamente está ganando por defecto".

El país norteamericano claramente ha frustrado al mundo con sus juegos políticos, pero los inversores no pueden hacer mucho al respecto por el momento.

"Si esto sigue ocurriendo, los inversores van a hartarse, pero no es posible encontrar una alternativa de la noche a la mañana", señala el jefe de estrategia de tasas estadounidenses de Nomura, George Goncalves. "Podría tomar entre 10 y 20 años crear una. Mucho dinero tiene que cambiar de manos para que eso suceda".

China es el mayor tenedor extranjero de deuda estadounidense y le gustaría ver alternativas. La semana pasada, la agencia oficial de noticias de China, Xinhua, reprendió al Congreso, diciendo que el debate sobre el límite de la deuda es una razón por la cual el globo debe avanzar hacia un "mundo desamericanizado" que no dependa del dólar

La segunda economía del mundo, sin embargo, no está en condiciones de ofrecer una opción para reemplazar al dólar. Su propia moneda, el yuan, no está preparada para sustituir al billete verde.

"El país asiático puede hablar duro, pero no están dispuestos a liberalizar su moneda", dijo Goncalves. "Eso crearía riesgos que no pueden controlar, porque el sistema financiero no está tan desarrollado".

Los inversores parecen comprender eso. Incluso a medida que aumentaban los temores de que el impago en realidad sucediera, el mercado no cayó en pánico. Los rendimientos de los bonos del Tesoro a largo plazo apenas se movieron, y el mercado de valores incluso flotó un poco más hacia arriba.

Las tasas de ciertos títulos de deuda del Estado a corto plazo se dispararon, pero eso mostró que los inversores simplemente estaban preocupados por un retraso en la recepción de los pagos de intereses de los próximos meses. Realmente no estaban cuestionando la solvencia de Estados Unidos.

Un profesor de Finanzas en la Universidad de Nueva York (NYU), Aswath Damodaran, piensa que las últimas deliberaciones del Congreso sobre el techo de la deuda no han cambiado nada para el dólar o para los papeles estadounidenses.

Desde 2008 hay riesgo

Desde la implosión de Lehman Brothers en 2008, los mercados han reconocido que existe cierto riesgo en mantener las letras del Tesoro. Pero los títulos estadounidenses aún parecen más seguros que la deuda de otras naciones.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Hace diez años nadie cuestionaba a los títulos de deuda del Tesoro. Eran totalmente seguros", dijo Damodaran. "Desde 2008 ha habido una presunción de que el Gobierno puede caer en impago. ¿Y qué?"

Por extraño que parezca, la demanda por los papeles del Tesoro, de hecho, ha aumentado en los últimos años, presionando los rendimientos hacia abajo. Después que el Congreso casi falló en elevar el techo de la deuda en 2011, la agencia Standard & Poor's rebajó la calificación de Estados Unidos. ¿Qué pasó después? Las letras del Tesoro se hundieron a sus niveles históricos más bajos. "Todavía confiamos en Estados Unidos y en el sistema bancario del país, independientemente de las experiencias cercanas a la muerte", dijo Goncalves.

Ahora ve
Kate del Castillo y otros famosos huyen de los incendios en California
No te pierdas
×