Regulación depura a 20% de las Sofomes

Los nuevos requerimientos implican costos que van de los 300,000 pesos hasta un millón de pesos; la CNBV y la Condusef buscan prevenir el lavado de dinero y controlar el crecimiento del sector.
Sofomes  (Foto: Getty)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La mayor regulación para las Sociedades Financieras de Objeto Múltiple (Sofomes) provocará que hasta un 20% de ellas desaparezca, lo que significa que 616 dejarían de operar o se convertirán en Sociedades Anónimas (SA), estima uno de los reguladores del sector.

A partir de este año, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) y la Comisión Nacional para la Defensa de los Usuarios de las Instituciones Financieras (Condusef) aplicarán nuevas reglas a estas instituciones, derivadas de la reforma financiera.

Es especial la nueva regulación busca prevenir temas de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo, además de generar un crecimiento ordenado del sector, ya que entre 2007 y 2013 el número de Sofomes en el país creció 1,440%.

Artículo relacionado: Reforma financiera genera riesgo a banca

Los directivos y socios de las Sofomes se muestran preocupados ante la nueva norma, ya que estar al corriente con todos los requerimientos puede generarles un costo de 300,000 hasta un millón de pesos, lo que dependerá de cada entidad.

Las Sofomes deberán solicitar a la CNBV la emisión de un dictamen en materia de prevención de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo, que tiene un costo de 20,000 pesos, además tendrán que entregarlo a la Condusef para quedar debidamente registradas

“Va a haber una depuración natural del sector, porque aquellas que no nos traigan el dictamen no podrán ser aceptadas como Sofomes o no les daremos su renovación”, refirió el vicepresidente técnico de la Condusef, Luis Fabre, quien calcula que esto podría hacer que el 20% desaparezca.

El consultor de Administración de Riesgos y Estrategia Financiera del Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México, Edgar Castillo, considera que el servicio de dar crédito es delicado, por eso se intensifica la regulación y las Sofomes que no cumplían tendrán que alinearse o desaparecer.

Por su parte el director de servicios en gobierno corporativo de la consultoría Garrido, Licona y Asociados, Mario Urtiaga Escoba, comentó que no queda otra opción más que adaptarse  y acatar las nuevas reglas como hace cinco años lo hicieron las cajas de ahorro.

Estas figuras financieras también deberán contratar software especializado que les ayude a detectar operaciones relacionadas con recursos ilícitos, lo que también implica contratar a personal especializado, además de pagar a la CNBV por las supervisiones que les realice cada año, realizar una lista de personas políticamente expuestas y renovar el dictamen técnico cada tres años.

Edgar Castillo puntualizó que es necesario que las Sofomes reciban más capacitación por parte de la CNBV y así cumplan con la nueva regulación.

“Es mejor ser una entidad financiera, que una Sociedad Anónima, las reglas de la reforma no son imposibles de cumplir, son para que el mercado tenga un mejor crecimiento y adecuaciones”, explicó Mario Di Costanzo, presidente de la Condusef.

En tanto, la Condusef en coordinación con el Servicio de Administración Tributaria (SAT) ya identificó a 691 Sofomes que no se han registrado y se encuentran en grave incumplimiento.

Artículo relacionado: Calidad y competencia, retos de la banca

Por lo pronto también han tenido que enfrentar el cierre de sus cuentas en algunas instituciones bancarias sin motivo aparente, ante lo que Di Costanzo aseveró que si no hay razones válidas para esto la Condusef multará a los bancos que lo hagan.

Al cierre de 2013, las Sofomes tenían una cartera de crédito de 47,518 millones de pesos, lo que representa el 1% de la cartera total de crédito en el país. acorde con la consultoría Círculo de Crédito.

Ahora ve
En las calles de Tokio puedes jugar Mario Kart, pero en la vida real
No te pierdas
×