EU: el lado oscuro del informe de empleo

Las cifras optimistas ocultan el hecho de que más personas renuncian al intento de hallar trabajo; los recién egresados y gente que lleva mucho tiempo desempleada están perdiendo el optimismo.
empleo  (Foto: Getty)
Claire Zillman

Las principales cifras del informe mensual del empleo presentado este viernes por el Gobierno de Estados Unidos fueron sorprendentemente alentadoras.

La Oficina de Estadísticas Laborales informó que las nóminas de empleos no agrícolas aumentaron en 288,000, superando las expectativas que preveían un crecimiento de entre 210,000 y 220,000 nuevos puestos de trabajo, y reduciendo la tasa de desempleo en 0.4% para situarla en un mínimo de cinco años y medio de 6.3%.

Pero debajo de esas radiantes cifras, hay una triste tendencia en curso: menos estadounidenses están a la caza de un empleo.

Artículo relacionado: El empleo en EU se revitaliza

Existía la esperanza de que ocurriera todo lo contrario en abril; esto es, que los estadounidenses que se habían desanimado ante las escasas perspectivas de empleo encontraran un renovado optimismo. Pero esa posibilidad se desvaneció rápidamente con el informe oficial del empleo del viernes, que reveló que la población activa se redujo un 0.4%, 806,000 personas menos.

En abril, la tasa de participación en el mercado laboral fue de 62.8%, igualando el mínimo de tres décadas alcanzado en octubre y diciembre del año pasado. Una cifra muy distante de los niveles anteriores a la recesión, que estaban por encima del 66%.

Lo que es peor, la tasa de desempleo del 6.3% y la floja tasa de participación se atribuyen a una disminución en las personas que se reincorporan e ingresan por vez primera a la fuerza laboral.

Artículo relacionado: Pedidos a fábricas suben en EU

La comisionada de la Oficina de Estadísticas Laborales, Erica Groshen, dijo lo siguiente: “Nuestro análisis de la encuesta a los hogares sugiere que la disminución de la población activa se debió principalmente a que un número de personas menor al habitual ingresó a la fuerza laboral, y no tanto a que un mayor número de personas abandonó el mercado laboral”.

Si comparamos las cifras de marzo y abril, en este último mes hubo 126,000 personas menos que buscaron activamente empleo por primera vez. Mientras que en el caso de los que reingresan al mercado laboral, hubo 417,000 personas menos que decidieron en abril probar suerte en volver al mercado laboral, lo que representa la mayor caída histórica en reingresos, según la Oficina de Estadísticas Laborales.

¿Por qué no buscan empleo?

No está claro por qué los estadounidenses han optado por no buscar empleo. Un posible factor: los desempleados de larga duración -aquellos que han estado en paro durante 27 semanas o más- han abandonado la búsqueda de empleo desde que perdieron sus prestaciones por desempleo debido al impasse legislativo en diciembre. En abril descendió ese número de parados de larga duración en busca de empleo para situarse en 3.5 millones. Para mantener el seguro de desempleo, las personas deben demostrar que todavía están tratando de encontrar un trabajo. Pero sin el incentivo de las prestaciones del seguro, los desempleados de larga data están abandonado esa búsqueda. Y nadie sabe cuándo van a regresar.

Los baby boomers que decidieron jubilarse en vez de buscar empleo también podrían estar contribuyendo a estas cifras.

Entérate: La SEC indaga presunto fraude a Banamex

En el otro extremo del espectro de edad, hay 1 millón de graduados de bachillerato que no están trabajando ni están buscando empleo, y tampoco están inscritos para continuar su  educación, de acuerdo con un informe publicado el jueves por el Economic Policy Institute, de tendencia izquierdista. Esos “ninis” de 17 a 20 años de edad también pueden ser parte de este cambio.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Además está la débil recuperación económica de Estados Unidos, que ha socavado el optimismo de los estadounidenses que alguna vez tuvieron empleos de largo plazo, de tiempo completo y bien remunerado.

Las actuales cifras de empleo, a pesar de que reflejan la creación de 288,000 nuevos puestos de trabajo, no brindan mucha esperanza. Aun cuando el número de estadounidenses desempleados se redujo en 733,000, la mayor caída desde que comenzó la recesión según la encuesta, el número de desempleados aún se mantiene en 9.8 millones, cerca de 2 millones más que en enero de 2008.

Ahora ve
El primer crucero ecológico y sustentable será realidad en 2020
No te pierdas
×