Mercado bursátil mexicano, caro y chico

Una empresa puede erogar hasta 101 millones de pesos para emitir una oferta pública global; la CFCE sugiere flexibilizar la inscripción a la BMV y reducir los costos operativos para Pymes.
BMV  (Foto: Notimex)
Carmen Luna
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

El mercado accionario mexicano es uno de los menos bursátiles comparado con otras economías similares, y su valor de capitalización representa apenas el 40% como proporción del Producto Interno Bruto (PIB), muy lejos del 110% de Chile, advirtió la Comisión Federal de Competencia Económica (CFCE).

En el caso de que una empresa quiera hacer una oferta global, los gastos pueden sumar unos 85.1 millones de pesos (mdp) y llegar hasta los 101.6 mdp.

Según el reporte de la CFCE, los gastos en comisiones regulatorias y el registro en la Bolsa son más elevados en México frente a Chile y Brasil, lo que coadyuva a que en el país el mercado de valores sea poco utilizado por las compañías para captar recursos.

“Las empresas que acuden a este mercado suelen tener una elevada escala de operación (y por tanto necesidad de financiamiento), lo que podría sugerir cierto tamaño mínimo para que resulte conveniente emitir restricciones a la entrada a estos mercados o aspectos estructurales que inhiban el apetito por estos activos”, dijo el organismo antimonopolios en el "Trabajo de Investigación y recomendaciones sobre las condiciones de competencia en el sector financiero y sus mercados" entregado a la Cámara de Diputados.

Mediante la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), las empresas pueden acceder al financiamiento para la expansión y mejora de sus operaciones a través de la colocación de capital, es decir acciones, o bien a través de la emisión deuda.

La CFCE señaló que el mercado bursátil es reducido debido a la proliferación de micro, pequeñas y medianas empresas que generalmente no pueden cumplir con los requisitos de inscripción, por lo que recomienda valorar la necesidad de flexibilizar las restricciones legales a la demanda de inversiones institucionales, que dificultan la entrada de nuevos emisores.

La plaza bursátil nacional se sitúa entre los mercados accionarios con menor número de emisiones, frente a sus pares de América Latina como Brasil, Chile y Perú.

De hecho estas plazas formaron el Mercado Integrado Latinoamericano (MILA) con el objetivo de expandir la oferta de emisores totales en estas economías, por lo que con su actual nivel de capitalización les permitirá competir con bolsas más grandes.

México podrá entrar a este mercado en unos meses luego de las modificaciones en la ley de valores.

En cuanto a la capitalización del mercado de bonos corporativos como proporción del PIB, ésta representa menos de 20%, por debajo de 21% de Brasil, y en bonos públicos se ubica como una de las de menor actividad, ya que el valor de mercado representa poco más de 20%, frente a 40% de Brasil.

El órgano regulador sugiere que las autoridades valoren si es adecuado flexibilizar el régimen de inversión de las Siefores, en el sentido de ampliar la capacidad de títulos de deuda corporativa en que puede invertir, ya que actualmente sólo pueden participar con 35% de una emisión.

Además pide analizar la posibilidad y conveniencia de que el formador de mercado o el banco colocador del instrumento esté obligado en mantener por mandato de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) posturas de compra y venta para los valores que haya colocado.

Ahora ve
Estos fueron los autos más vendidos en México durante 2017
No te pierdas
×