Pesimismo inunda a Wall Street

Un sondeo sobre confianza muestra el mayor porcentaje de inversores bajistas desde agosto de 2013; el Dow ha perdido 800 puntos (5%) desde mediados de julio en el marco de varias crisis geopolíticas.
wall street preocupacion  (Foto: CNN)
Matt Egan
NUEVA YORK -

Después de hibernar durante todo el verano, los osos, como se les llama a los inversores de tendencia bajista, están de repente muy despiertos en Wall Street.

El Dow ha perdido 800 puntos desde mediados de julio (una caída del 5%), y ahora tiene un rendimiento negativo en lo que va del año.

Los bajistas, el equivalente en el mundo financiero a los pesimistas intensos, se están deleitando con los atemorizantes titulares geopolíticos. Ellos piensan que el mercado de valores seguirá cayendo.

La última encuesta de AAII sobre la confianza muestra que el porcentaje de inversores individuales que son bajistas acerca de las acciones se ha elevado a su nivel más alto desde agosto de 2013.

“Ha habido una gran cantidad de agitación. La gente ve Gaza en la televisión y se asusta. Escuchan sobre ISIS y Ucrania y se asusta”, dijo Michael Block, jefe de estrategias de Rhino Trading Partners.

Ya podemos olvidarnos de la complacencia: La sensación palpable de miedo en Wall Street está en marcado contraste con mucho de los últimos meses, que fue un tramo relativamente tranquilo de tiempo. Hace sólo unas semanas, los expertos advertían sobre un creciente sentimiento de complacencia.

El ánimo se ensombreció rápidamente, y no son sólo las acciones las que están parpadeando en rojo. El rendimiento del bono del Tesoro a 10 años, el “refugio seguro” en el mundo de las inversiones, se desplomó el jueves a su nivel más bajo desde junio de 2013. Eso indica que los inversores están comprando más bonos.

El Fear & Greed Index de CNNMoney, que analiza siete indicadores para medir la confianza del mercado, se desplomó a un nivel de “miedo extremo” de 3 esta semana (en una escala de 100 puntos). Tengamos en cuenta que hace apenas un mes, el índice estaba en un “codicioso” nivel de 68.

El porcentaje de los inversores bajistas encuestados por AAII se disparó a 38% esta semana desde el 31% de la semana anterior. Eso se compara con sólo 21% apenas el 26 de junio y está por encima del promedio histórico de 30.5%.

Aunque los mercados habían restado importancia a gran parte de la agitación geopolítica en los últimos meses, eso parece haber cambiado.

¿Es hora de ir a cazar gangas? No obstante, la turbulencia actual podría ser una oportunidad de compra.

A los inconformistas les encanta citar al noble británico del siglo 18, el Baron Rothschild, a quien se le atribuye haber dicho: “El momento para comprar es cuando hay sangre en las calles”.

“Creo que ésta es una oportunidad de compra, especialmente para los inversores a largo plazo”, dijo David Lebovitz, estratega global de mercado de JPMorgan Asset Management. “Tenemos que mantener en mente que el Sr. Mercado puede ser voluble a veces”.

Lebovitz y Block dijeron que la encuesta de AAII sobre la confianza puede ser un indicador algo inconformista porque señala hacia dónde está yendo la multitud, lo cual es exactamente lo contrario de hacia donde debe ir el “dinero inteligente”.

El creciente sentimiento bajista “muestra que los chicos se están saliendo de la piscina”, dijo Block. “Parte de esa tonta presión de venta podría ser aliviada pronto. Esas personas podrían verse obligadas a tratar de recuperarse y volver al juego”.

Las diversas crisis geopolíticas “no detuvieron la racha alcista porque no han causado una recesión. Así que, las ventas masivas relacionadas con la crisis han sido breves, y buenas oportunidades de compra”, escribió Ed Yardeni, presidente de asesoramiento de inversiones de Yardeni Research, en un nota a sus clientes esta semana.

Yardeni dijo que una crisis que desencadene un aumento en los precios del petróleo plantearía problemas de recesión, pero señaló que eso no ha sucedido todavía y que es probable que no esté en los planes debido a la creciente producción petrolera de Estados Unidos.

Fundamentalmente sólido: Últimamente también ha habido razones para ser optimistas sobre el estado de la recuperación de Estados Unidos.

El crecimiento del mercado laboral ha sido consistentemente sólido en los últimos meses, mientras que en el segundo trimestre el PIB se recuperó a un impresionante ritmo del 4% después de una contracción impulsada por el clima a principios de año.

Las ganancias corporativas también se mantienen sólidas, con una proyección de las ganancias del segundo trimestre de un saludable 10% respecto al año anterior.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

“La razón principal por la que no estoy demasiado preocupado es que en Estados Unidos, los fundamentos empresariales siguen siendo muy fuertes”, dijo Lebovitz.

La pregunta es si ese fuerte contexto empresarial será ahogado por los temores geopolíticos que los bajistas actualmente están aprovechando.

Ahora ve
Dos emprendedores mexicanos cuidan la salud visual de los más necesitados
No te pierdas
×