El peso mexicano seguirá acechado por la volatilidad

El recorte al gasto y el alza de tasas de la Fed pueden llevar a la moneda hasta 15.80 por dólar; esta caída provocaría un ambiente de menor confianza entre los inversionistas.
peso mexico  (Foto: Getty)

Los episodios de volatilidad están lejos de abandonar a la moneda mexicana, por lo que especialistas no descartan ver niveles en el tipo de cambio al mayoreo entre 15.60 y 15.80 pesos por dólar antes de que finalice el primer trimestre del año.

Ello significaría que el billete verde toque o supere los 16 pesos en los bancos y casas de cambio.

A las principales razones que afectarán al tipo de cambio, junto con el recorte al gasto público que anunció la Secretaría de Hacienda, se suma la expectativa de que a mediados del año la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) inicie con el alza de tasas.

Según el cálculo de analistas, el Producto Interno Bruto (PIB) se ve afectado en 0.8% por cada 1% que se reduce el gasto público, debido al efecto multiplicador que tiene sobre la demanda agregada, por lo que el recorte de 124,330 millones de pesos llevaría a que el crecimiento económico de México sea máximo de 2.2% este año.

En este contexto en la última jornada el peso se depreció 0.85% ante el dólar y finalizó el mes con una pérdida de 1.36% pese a que enero suele ser un mes de ganancias.

La directora de análisis económico de Banco Base, Gabriela Siller, comentó que frente a este entorno no descarta ver en marzo cotizaciones de 15.60 pesos por dólar e incluso hasta 15.80 unidades, niveles no vistos y que generarían un ambiente de menor confianza entre consumidores e inversionistas.

“Febrero no promete ser un mes más tranquilo. Es probable que la información económica siga sin presentar argumentos que generan mayor optimismo y seguiremos viendo los ajustes en los mercados provocados por la reacción de las autoridades ante un entorno mundial adverso”, mencionó un reporte de Invex.

Seguirá la incertidumbre

A la espera de la normalización de la política monetaria de la Fed, el Banco de México (Banxico) mencionó en el ‘Programa Monetario para 2015’ que aún hay incertidumbre sobre este proceso.

Por lo que si bien se anticipa un retiro ordenado y gradual del estímulo monetario, no pueden descartarse episodios en los que nuevamente aumente la volatilidad en los mercados financieros internacionales que generen presiones adicionales sobre la cotización del peso frente al dólar.

Los movimientos del tipo de cambio pueden incidir sobre el comportamiento de la inflación, mediante diversos canales, ante lo que el Banco de México dijo que “pondrá especial atención”. Según los especialistas, el banco central se adelantará a las acciones de la Fed para evitar presiones inflacionarias y una mayor depreciación del peso.

“Si la depreciación es más alta no sorprenderá que Banxico aumente la tasa de interés antes que la Fed y se tendrá una política fiscal y monetaria contraccionista”, dijo el académico del Colegio de México, Gerardo Esquivel.

De acuerdo con los especialistas una vez que la Fed deje claro el momento en el que iniciará con el aumento en el precio del dinero, la moneda mexicana logrará estabilizarse.

Adicionalmente Invex destacó en su reporte que la advertencia que dio Banxico de incrementar la tasa de interéS debería generar un regreso del tipo de cambio hacia niveles de 14.75 pesos por dólar.

Ahora ve
Toto Riina, un sanguinario padrino de la Cosa Nostra, muere a los 87 años
No te pierdas
×