¿Por qué desistió Vázquez Raña de la carrera por TV abierta?

El entorno económico y el dominio de Televisa disuadieron al empresario, dicen expertos; también influyó el crecimiento del mercado de Internet frente a la televisión abierta.
mariovazquez  (Foto: Agencias)

El bajo dinamismo de la economía mexicana, el menor atractivo de la televisión abierta y el dominio de Televisa y Televisión Azteca son las razones que orillaron al empresario Mario Vázquez Raña a bajarse de la carrera por las dos nuevas cadenas de televisión, de acuerdo con analistas del sector.

Con la decisión que tomó Estudios Tepeyac, empresa de Vázquez Raña, solo quedan dos contendientes: Cadena Tres, de Grupo Empresarial Ángeles, y Grupo Radio Centro, de Francisco Aguirre.

“El dinamismo de la economía ha cambiado y el alto tipo de cambio afecta proyectos. Prácticamente todos los equipos son importados, entonces la inversión de entrada sería mayor”, dijo en entrevista el analista senior de Grupo Financiero Interacciones, Raúl Ochoa.

Para el experto, solo una empresa con clientes ya establecidos y que haya hecho ya las mayores inversiones podría mantener la rentabilidad de una cadena de televisión abierta; pero una firma entrante, bajo las actuales condiciones económicas de país, tendría profundas pérdidas.

A ello se añade el hecho de que bajo este contexto económico los anunciantes son más cautelosos a la hora de hacer inversiones publicitarias. Para el analista asociado de Interacciones, Brian Flores, Estudios Tepeyac es el que menos experiencia tiene en televisión.

“Para alguien que apenas quiere empezar y quiere traer contenido, a lo mejor sí tendría que el elevar el costo por la importación”, señaló Ochoa.

Las razones para desistir en la creación de una cadena de televisión abierta en México no terminan ahí, ya que Internet y la publicidad en dispositivos móviles han tenido un fuerte crecimiento en los últimos años.

“Internet está ganando terreno al doble dígito, entre 15% y 20% por año, frente a un crecimiento de la televisión de apenas 2.5%”, dijo Raúl Ochoa.

El director general de la consultora The Competitive Intelligence Unit, Ernesto Piedras, coincidió con el peso que ha adquirido Internet para los anunciantes.

“Los ganadores entrarán al sector de la radiodifusión con relativo bajo dinamismo, porque el grueso de los ingresos que se genera en este sector es por publicidad, y el pastel publicitario se viene cargando cada vez más a lo digital”, destacó.

Quienes ganen la puja por las cadenas entrarán a un mercado con dos empresas muy establecidas: Televisa y Televisión Azteca. El propio Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) dijo que en unos cinco años los participantes podrían alcanzar apenas el 8.5% de un mercado de 42,000 millones de pesos.

“Implica retornos a la inversión muy lentos, no es un negocio en el que si inviertes 2,000 millones de dólares al siguiente año los recuperas”, dijo Piedras, quien agregó que a TV Azteca le ha costado mucho trabajo arrebatarle mercado a Televisa.

“Los candidatos parecería que van en una desventaja, tendrían que tener un músculo importante no sólo en cuestión de recursos, sino de infraestructura, de contenido que pudiera hacerle frente directamente a esta situación, ahí es donde pudieran estar quedando un poco algunos de los que participan en la licitación”, apuntó por su parte Fernando Bolaños, analista de Monex.

El IFT dijo que Estudios Tepeyac decidió no continuar con el proceso por así convenir a sus intereses. CNNExpansión buscó al empresario Mario Vázquez Raña para conocer las razones por las que su empresa desistió, pero su equipo respondió vía correo electrónico que por momento no tenía alguna información qué ofrecer.

Ahora ve
Zimbabwe vive horas de júbilo tras la histórica renuncia de Robert Mugabe
No te pierdas
×