Los inversionistas de armas adoran a Obama

Las propuestas del presidente de EU de leyes más estrictas para las armas impulsan las acciones; los títulos de fabricantes como Smith & Wesson y Sturm Ruger se benefician a corto plazo.
Balas armas  (Foto: Getty)
Paul R. La Monica
NUEVA YORK (CNNMoney) -

Puede que a los propietarios de armas no les guste cuando el Presidente estadounidense Barack Obama habla sobre armas. Pero a los inversionistas de armas sin duda les gusta.

Cada vez que el Presidente habla de la necesidad de leyes más estrictas de control de armas, las acciones de armas suben. Y mucho.

Sucedió tras los tiroteos en la escuela primaria Sandy Hook en Newtown, Connecticut, hace más de tres años.

Y volvió a suceder la semana pasada, cuando se esperaba que Obama anunciara acciones ejecutivas para exigir la verificación expandida de antecedentes, entre otras cosas.

En lo que resultó ser un día terrible para el mercado global, las acciones de Smith & Wesson subieron 6%. Sturm Ruger se elevó 3% el lunes de la semana pasada.

Los fabricantes de municiones Olin (propietaria de Winchester) y Vista Outdoor registraron alzas también.

Y las acciones del minorista de artículos deportivos Cabela's, que genera casi la mitad de sus ventas de equipos de caza, se mantuvieron relativamente bien en medio de la agitación del mercado más amplio. La acción terminó con una ligera ganancia.

La mayoría de estas acciones de armas subieron nuevamente el martes cuando Obama dio a conocer formalmente sus nuevos planes de control de armas.

Las acciones de Smith & Wesson se dispararon 11% en las operaciones del mediodía, mientras que Sturm Ruger subió 7%.

¿La principal razón de la más reciente racha alcista de armas? Smith & Wesson elevó su pronóstico de ganancias y ventas para su último trimestre y para todo el año fiscal, citando un “fuerte crecimiento” en la verificación de antecedentes del FBI para armas en diciembre.

“Fuerte” es de hecho un eufemismo. Fue un mes récord para la verificación de antecedentes. Hubo más de 3.3 millones. El anterior máximo histórico era 2.78 millones en diciembre de 2012, el mes de la masacre de Newtown.

Como resultado, las ventas de Smith & Wesson para el trimestre que terminó en diciembre ahora podrían subir hasta 38% respecto a hace un año, en comparación con las estimaciones previas de crecimiento del 18%.

El aumento en la demanda de armas no debería ser una enorme sorpresa.

Los ataques terroristas en San Bernardino, California, el mes pasado —que coronaron un año más de tiroteos masivos en Estados Unidos— elevaron de nuevo la prioridad del tema del control de armas en el frente político.

“La amenaza de una legislación de control de armas nuevamente parece estar conduciendo a una aceleración de las ventas minoristas a corto plazo, a medida que los consumidores apresuran a los distribuidores a comprar armas de fuego que creen que algún día podrían dejar de estar disponibles”, dijo el analista de Wunderlich Securities Rommel Dionisio.

Smith & Wesson y Sturm Ruger se beneficiaron de esta demanda a lo largo de 2015. Las acciones de Sturm Ruger subieron más de 75% el año pasado, mientras que la acción de Smith & Wesson avanzó más de 132%.

Varios inversionistas agradecieron sarcásticamente a Obama en Twitter por ayudar a aumentar las ventas y ganancias de los fabricantes de armas.

Además, a finales de este mes, se celebrará una gran feria de la industria en Las Vegas. Chris Krueger, analista de Lake Capital Markets, dijo que los nuevos anuncios de productos podrían emocionar aún más a los inversionistas de acciones de armas.

Kreuger añadió que las discusiones sobre el control de armas no son lo único que impulsa el alza de las acciones. Cada vez que se produce otro tiroteo masivo, algunos consumidores se apresuran a comprar más armas para su propia protección personal, en particular armas de mano que se llevan ocultas.

Dijo que los ataques terroristas en París el pasado mes de noviembre fueron, probablemente, otra razón por la que la venta de armas se disparó a finales del año pasado.

Pero estas acciones son increíblemente arriesgadas debido a cuán ligadas están a la retórica política.

Las acciones de Smith & Wesson y Sturm Ruger se derrumbaron en 2014 después de subir un año antes. La venta de armas se redujo a medida que Obama se enfocó menos en el control de armas en comparación con el periodo inmediatamente posterior a Sandy Hook.

Y en caso de que lo hayas olvidado, este es un año electoral crucial. Habrá un nuevo habitante en la Casa Blanca en enero de 2017, así como una nueva composición en el Congreso.

Es imposible predecir en este momento si el futuro presidente será más amigable hacia las armas o si seguirá presionando por leyes de armas más estrictas como Obama.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

Puede que la venta de armas esté subiendo ahora, pero la demanda podría disminuir si el control de armas finalmente desaparece de los titulares. Irónicamente, un republicano en la Casa Blanca podría hacer a los propietarios de armas felices, pero podría significar el fin de la gran racha alcista de las acciones de armas.

Aaron Smith de CNNMoney contribuyó a este reportaje.

Ahora ve
La destrucción en San Juan Puerto Rico, tras el paso del huracán María
No te pierdas
×