Ups, el debate republicano sube de tono

Donald Trump dice que no tiene problema con el tamaño de sus manos o de cualquier otra cosa; esto luego de que Marco Rubio reviviera un viejo insulto sobre tener las manos pequeñas.
Los aspirantes republicanos a la Casa Blanca en el debate de  Aspirantes republicanos en el debate, de izquierda a derecha: Marco Rubio, Donald Trump, Ted Cruz y John Kasich. /  (Foto: CNN)
Gregory Krieg
(Reuters) -

Donald Trump le aseguró a los votantes estadounidenses este jueves durante un debate entre aspirantes republicanos transmitido por Fox News que a pesar de lo que ha sugerido Marco Rubio, "no hay problema" con el tamaño de sus manos -o cualquier otra cosa.

"Fíjense en las manos, ¿son manos pequeñas?", preguntó a la audiencia el principal candidato a la nominación presidencial republicana mientras levantaba sus manos. "Él se refirió a mis manos como un: 'si son pequeñas, algo más debe ser pequeño'. Te garantizo que no hay problema con eso. Te lo garantizo", dijo el magnate estadounidense.

Marco Rubio revivió en los últimos días un viejo insulto de décadas de antigüedad, burlándose de Trump por tener manos relativamente pequeñas.

 

 

"Él siempre me está llamando 'pequeño Marco'. Voy a admitir que es más alto que yo. Él es como de 1.86 metros, por lo que no entiendo por qué sus manos son del tamaño de una persona de 1.58 metros", dijo Rubio en Virginia el domingo. "¿Y saben lo que dicen de los hombres con manos pequeñas? No se puede confiar en ellos".

Lee: Republicanos ‘declaran la guerra’ a Donald Trump

El multimillonario de Nueva York ha escuchado comentarios similares sobre sus manos o, más precisamente, sobre sus dedos, por años.

Por ejemplo de Graydon Carter de Vanity Fair quien recordó en 2015: "Solo para volverlo un poco loco, me puse a referirme a él como 'el vulgar de los dedos cortos' en la página de la revista Spy. Eso fue hace más de un cuarto de siglo".

Trump hablando del tamaño de sus manos fue quizás el momento más surreal en la carrera presidencial de Estados Unidos, que ha estado dominada por drama y ataques personales sin precedentes.

Con el magnate estadounidense como el indiscutible líder en las encuestas y en las elecciones internas del Partido Republicano, muchos líderes republicanos han insistido en que Trump no es un verdadero conservador. También están preocupados por la retórica incendiaria del empresario en temas como migración, que podría dañar el esfuerzo que por años ha realizado el Partido Republicano para lograr ser atractivo para la comunidad latina en Estados Unidos.

Pese a todo esto, los tres aspirantes que participaron este jueves en el debate republicano (Ted Cruz, Marco Rubio y John Kasich) se comprometieron a apoyar al eventual candidato de su partido, incluso si esa persona es Trump.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

El magnate estadounidense también se comprometió a apoyar a la persona que sea designada por su partido para tratar de llegar a la Casa Blanca.

 

Ahora ve
Twitter eliminará la verificación de cuentas que infrinjan sus reglas
No te pierdas
×