La reforma fiscal sí afectó a empresas

Una encuesta realizada entre 500 firmas líderes arroja que éstas resintieron el cambio tributario; el 64.8% de los participantes dijo que el cambio a la ley limitó sus propósitos de crecimiento.
impuesto empresa pyme reforma fiscal  (Foto: Photos to go)
Ivonne Vargas
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

La idea de cambiar de asalariado a crear una empresa propia es una decisión que los mexicanos toman con cautela, en buena medida por los nuevos compromisos fiscales que deberán asumir.

A varios meses de generada la reforma fiscal que propuso elevar la recaudación tributaria del país, seis de cada 10 empresarios, en promedio, de pequeñas, medianas y grandes empresas cree que la reforma fiscal afecta la expansión de sus negocios, de acuerdo con estudio del proveedor de soluciones para espacios de trabajo, Regus.

El sondeo, entre 500 líderes de negocio en México, arrojó que 64.8% afirma que la iniciativa fiscal perjudica sus propósitos de crecimiento, y la misma respuesta se obtuvo en 64.5% de los negocios medianos y 60% en grandes.

Mediante esta ley, el Gobierno esperará obtener 12.87% más de ingresos en materia de contribuciones con respecto al ejercicio anterior, valiéndose por ejemplo, de aumentos al impuesto sobre la renta (ISR) a las empresas, de 30% para el 2010, y 21% de la misma tasa para las empresas con un régimen simplificado, así como de nuevos gravámenes de 3% en los servicios de telecomunicaciones, entre otros puntos. 

Al cuestionar a los participantes sobre si la reforma fiscal alejará o limitará a la inversión extranjera, 75.8% de las pequeñas empresas, 71% de medianas, y 60% de grandes contestaron que sí, obteniendo en promedio de las tres respuestas 73.5%.

Respecto a si la empresa debió reorganizar sus inversiones en función de esta reforma, el sondeo señala que sólo un 49.6% de los pequeños negocios lo hizo; en el caso de las medianas la cifra se tradujo en 41.9%, y en 37.1% para las grandes. A su vez, seis de cada 10 directores de organizaciones pequeñas reconocen que la reforma sí afectó su actividad empresarial, mientras que cinco de cada 10 de las grandes opina de esa forma.

¡Rotundo sí!

La respuesta más sorprendente de esta cuesta corresponde a si los empresarios creen que la reforma los afecta en forma negativa: 84.8% mencionó que así será.

"Estos porcentajes reflejan que la mayor parte de las empresas observan a esta iniciativa fiscal como una barrera y freno a su crecimiento", de acuerdo con información proporcionada por Regus.

Una solución para generar algunos ahorros, según información de la firma, es operar bajo un esquema de trabajo flexible, es decir, ocupar un esquema de oficina virtual, que permite reducir un 80% los gastos en la compañía.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

La oferta de estos servicios incluye alternativas de variados precios, desde 900 pesos al mes, por ejemplo, y los contratos son de corto plazo, para que los directivos prueben ese esquema de trabajo, de acuerdo con datos del proveedor de soluciones para el trabajo.

Entre los principales sectores que han recurrido a esta alternativa están las farmacéuticas, recursos humanos, tecnologías de la información y de servicios en general, comenta la directora general de Regus, Catalina Cerda.

Ahora ve
Estados Unidos designa a Corea del Norte ‘patrocinador del terrorismo’
No te pierdas
×