Café, una bebida turística

Los productores de café en Tapachula, Chiapas, se unen para crear la Ruta del Café; para la adecuación de las fincas se han invertido cerca de 3 millones de pesos en cada una.
Cafe cultivo en Chiapas
Diana Fernández
TAPACHULA (CNNExpansión) -

Después de dos horas de camino en medio de plantas de café, ríos, y una espesa variedad de árboles se despeja el panorama y a solo una cuadra del cielo aparece una finca típicamente cafetera adecuada para los visitantes lo que abre la puerta a un nuevo negocio: La Ruta del Café. Esta oferta que nació de la necesidad de los cafeticultores de Chiapas para obtener más ingresos y promocionar la bebida, se ha convertido en una fuente alternativa de ingresos para los productores que se han visto afectados por el bajo consumo de la bebida en México, 1.2 kg per cápita anual, según la Asociación Mexicana de la Cadena Productiva del Café (AMECAFE).

"Después de invertir 1 millón de pesos sólo en la investigación de este nuevo giro de negocio, además de las adecuaciones de las viviendas para recibir turistas, hemos diversificado la especialización de nuestros trabajadores de planta para que atiendan a las personas que llegan a las fincas", dijo el gerente comercial de la Finca Hamburgo, productora de café en Tapachula, Chiapas, Ulises Hidalgo Hernández.

Estas tierras cafeteras que por años han sido visitadas por los recolectores y compradores del grano y catadores, en la actualidad son admiradas por visitantes provenientes, en su mayoría, de Europa y Estados Unidos,  según dijo Hidalgo, pues los turistas locales aún se sienten más atraídos por los destinos de playa y arqueología.

"La ruta de Chiapas se basa más en lo que es arqueología, naturaleza, pero no del café. Lo que más buscan los turistas son lugares como el Cañón del Sumidero y Cascadas de Agua Azul. Los mexicanos que no buscan playa se sienten atraídos por el turismo más cultural y como última opción el rural", explicó el gerente de operaciones de la empresa de turismo, Link Overseas Travel, Francisco Ito Endo.

Pensando en los hábitos de consumo de los turistas mexicanos, los propietarios de las fincas Hamburgo, San Francisco e Irlanda, ubicadas a 40 minutos de Tapachula buscan crear un paquete que incluya otros atractivos de la zona como las Cascadas de Agua Azul y algo de las ruinas arqueológicas, todo orientado en atraer más visitantes y operadores turísticos.

Ya que uno de los retos es que estos operadores incluyan La ruta del Café dentro de su oferta, pues en el tianguis turístico de Acapulco que se realizó el pasado abril la aceptación no fue la deseada, señaló el gerente comercial de la finca Hamburgo.

"Aunque las fincas cuentan con todos los servicios de agua, energía eléctrica y sanitarios, existen áreas por mejorar como las vías de acceso, los sistemas de telecomunicaciones y estamos trabajando en ello, pues nos interesa que los operadores nos incluyan en sus paquetes y así tengamos más visitas", añadió Ulises Hidalgo Hernández.

Además de los posibles problemas que puede enfrentar un cultivo de café como: las plagas en las plantas de cultivo, limpieza del terreno, cuidado en la calidad de cada grano, y el costo en el mercado de la libra de café; estos cafeticultores siguen invirtiendo dinero en la infraestructura de las fincas para hacerlas más habitables y atractivas.

Reconociendo que uno de sus puntos débiles es el acceso a las fincas, los empresarios disponen de un vehículo tipo van que soporta lo agreste del terreno, el cual, aunque los lugareños intentaron mejorarlo con grava y arena, en temporada de lluvia hace que se vuelva pantanoso y resbaladiso.

En este recorrido que tarda aproximadamente dos horas desde el aeropuerto de Tapachula hasta Soconusco, según el clima, se puede divisar parte de la flora  y algunos de los animales silvestres de la zona, además de las cientos de hectáreas de café que van acompañando el camino de llegada.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

"Hemos adquirido las camionetas turísticas que posibilitan el transporte de las personas en caminos de terracería, también adecuamos las instalaciones de proceso del café para enseñar a las personas cómo se trabaja el grano y además contamos con un museo del café", agregó el gerente comercial de la finca de Hamburgo.

Sin dejar de lado el negocio principal, la recolección y producción de café, los propietarios de las fincas se unieron para mejorar las condiciones de la zona y así evangelizar a los visitantes para que aumente el consumo de café en México.

Ahora ve
Estos son los números de mayo, el mes más violento del gobierno de Peña Nieto
No te pierdas
ç
×