Pyme, ¿qué crédito necesitas?

Tomar cualquier préstamo por obtener dinero puede perjudicar la salud financiero de tu negocio; analizar tu perfil de riesgo y el objetivo a lograr garantiza un mejor uso del financiamiento.
emprendedor  (Foto: Getty)
Ivonne Vargas Hernández
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Las empresas mexicanas deben considerar que no cualquier financiamiento ayuda al crecimiento del negocio; cuando un préstamo no se ajusta a la capacidad de ingreso de la compañía, se está ante el primer paso para tener problemas crediticios, advirtieron especialistas en la Semana Nacional del Emprendedor.

Antes de solicitar un crédito es importante cuestionarse el costo de esa necesidad, el plazo para utilizar el dinero y el tiempo en que se podría reunir este monto, planteó Gustavo Viquez, instructor financiero de Educación Financiera BBVA Bancomer, durante su participación en el evento que se llevará a cabo del 6 al 10 de agosto en el Centro Banamex en la Ciudad de México.

Definir los objetivos que se buscan cumplir con el crédito ayuda a mejorar la toma de decisiones sobre el tipo de préstamo que conviene. Cuando se quiere remodelar un local, o comprar maquinaria o herramientas nuevas es útil recurrir al ‘crédito simple', que permite disponer de dinero en una sola exhibición, con cheque o depósito a la cuenta, ejemplificó Gustavo Viquez.

Por el contrario, si la urgencia es cubrir algunas obligaciones porque los clientes no han pagado o para que el negocio no se quede sin dinero por retrasos en la venta de mercancías, funciona un crédito en cuenta corriente, de forma parecida a una tarjeta de crédito personal, que se liquida cuando entre efectivo a la empresa.

El instructor financiero precisó que una fuente común de financiamiento es el ‘informal', como las tandas. Aunque tiene la ventaja de no generar intereses, no garantiza disponer de recursos en el momento que el emprendedor lo requiere y no hay garantía de tener el dinero completo.

Un préstamo personal con una institución bancaria, en cambio, se puede tramitar rápido y con pocos requisitos, pero en este caso suele ser muy "fácil mezclar los gastos personales con los del negocio", citó el instructor. Además, puede ser más caro que un crédito para el negocio, por eso el Costo Anual Total (CAT) es vital para considerar la elección de un crédito.

El instructor financiero precisó que adicional a fijarse en los intereses que generará el crédito, el emprendedor debiera empezar por analizar sus hábitos respecto al manejo de préstamos.

Antes de solicitar un crédito, los emprendedores deben tomar en cuenta los siguientes indicadores para definir los beneficios y desventajas:

- ¿He pagado otros créditos con puntualidad?

- ¿Puedo asumir este riesgo para conseguir lo que me propongo?

- ¿Prefiero tomar decisiones con la información disponible que basándome en mi intuición?

- ¿He pensado en otras estrategias para mejorar el negocio que tengo?

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

- ¿He conseguido, al menos, una meta a largo plazo?

"Pensar en que un crédito cobre bajo interés, tenga cómodas mensualidades y que no penalice por adelantar pagos es importante, pero lo es más entender a qué tipo de situaciones se expondrá al negocio y al patrimonio cuando se adquiere un compromiso de crédito, puntualizó Gustavo Viquez.

Ahora ve
La vaquita marina, el negocio de la extinción
No te pierdas
×