Cambio social, tarea para emprendedores

Es necesario que las organizaciones se conviertan en agentes de cambio que detonen transformaciones; las condiciones políticas y sociales pueden ayudar a idear proyectos de mejora comunitaria.
Chiapas mujer indígena  (Foto: AP)
Samantha Álvarez /
CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión) -

Resolver las mayores problemáticas sociales que aquejan al país y proponer estrategias para resolverlas fueron temas que discutieron más de 300 emprendedores sociales, grandes empresas y personajes de la academia durante el segundo encuentro Líderes Agentes de Cambio.

Los participantes compartieron en 30 mesas de trabajo, guiadas por un emprendedor y un moderador cuál fue su punto de inflexión o momento clave en el que decidieron convertirse en agentes de cambio social.

De acuerdo con la organización de la sociedad civil Ashoka, los agentes de cambio son aquellos que inducen a acciones concretas en beneficio de la sociedad y el medio ambiente, e innovan constantemente los esquemas de liderazgo y gestión empresarial actuales.

Existen tres razones que funcionan como catalizadores o puntos de inflexión para que un emprendedor o un empresario apueste a una causa social, según Gustavo Pérez, director de responsabilidad social de la cadena restaurantera Toks: las condiciones sociales y económicas en las que nacen las personas o se desarrollan, un golpe duro en su vida o cuando se dan cuenta que la labor que desempeñan en su trabajo y en la vida no es lo que realmente quieren. 

Para Pérez todo comenzó hace 14 años, cuando su director general le pedía repartir cheques con donativos a fundaciones que apoyaran a niños o personas en condiciones de pobreza. “Un día me enojé, no era posible regalar dinero y sonreír para las fotos, así no estábamos ayudando a nadie”, dijo.

Así que diseñó el programa “12 meses 12 causas”, con el que apoyan a causas sociales mediante la generación de oportunidades para las personas.

Para Gabriela Enrigue el interés se detonó después de trabajar como funcionaria en la Suprema Corte de Justicia, al sentirse frustrada porque la administración de justicia no era como ella esperaba.

“Lloraba tres veces a la semana porque no podía hacer nada para cambiar al sistema”. Así que su única manera de ayudar a la población fue crear su propia organización que capacita a madres solteras para convertirse en empresarias, Próspera.

Después de compartir el parteaguas de algunos casos de emprendimiento social, los convocados se concentraron en definir qué cambios pueden llevar  “al México ideal en 2024”, y cuáles serían las estrategias para lograrlo.

Los emprendedores sociales coincidieron en que quieren un país en el que el Gobierno ofrezca empleos en lugar de regalar dinero a las comunidades marginadas, en el que la iniciativa privada sea incluyente y donde la sociedad mexicana sea más sensible respecto a su entorno.

Entre las propuestas para lograrlo, los participantes se comprometieron a integrar a los colaboradores de sus organizaciones en más labores sociales y ambientales e inculcar estas acciones al interior de sus familias.

El evento organizado por Ashoka y el IPADE Business School contemplará talleres y conferencias, así como una sesión de networking por la tarde.

Ahora ve
Esta aplicación te permitirá detectar daños cerebrales desde tu smartphone
No te pierdas
×