Cuatro consejos de Kichink para vender más (y mejor) en línea

La plataforma, que empezó con 60 tiendas de e-commerce hace tres años, suma ahora más de 55,000.
Claudia de Heredia,  cofundadora de Kichink.  (Foto: Cortesía)
Por: PURI LUCENA
CIUDAD DE MÉXICO (Expansión) -

En 2015, el comercio electrónico creció en México 34%, según la Amipci, y esa es al menos la cifra que una tienda que venda en línea debería crecer si sabe capitalizar bien su audiencia y productos, señala Claudia de Heredia, cofundadora de Kichink.

Esta plataforma de e-commerce ha pasado de contar con 60 tiendas cuando arrancó a principios de 2013 (que aún permanecen), a las más de 55,000 actuales. “Lo que queremos ahora, con todo este esfuerzo que hemos venido haciendo durante tres años de inclusión comercial, es enseñarles a vender, pasarles nuestra experiencia. Porque con el volumen de tiendas y pedidos que tenemos, podemos hablar de generalidades en el comercio electrónico en México”, explica la emprendedora. El siguiente plan será enfocarse en capturar marcas exclusivas en México y, a largo plazo, extenderse a otros países.

El equipo de Kichink, que permite al emprendedor olvidarse de cuestiones como la logística de entrega, ha identificado variables y buenas prácticas que ayudan a incrementar las ventas, desde el uso de redes sociales hasta la presentación del producto. Además de organizar talleres para transmitir esta información, la plataforma quiere crear una ‘comunidad de tiendas’ en la que aquellas que lo hacen muy bien enseñen a sus compañeras la mejor forma de crecer.

De Heredia, que en las últimas semanas ha estado en Vietnam, en un foro de la APEC, y Perú hablando sobre economía digital, cómo impulsar y normalizar el comercio electrónico, señala que aunque generalmente a los tres meses de iniciar una tienda ya se puede determinar cómo va, hay variables que no se pueden controlar, por lo que no hay que tirar la toalla demasiado pronto. “De repente tenemos tiendas que llevan seis meses sin vender nada y un día empiezan a postear en Instagram y se dan cuenta de que están en un nicho increíble”, apunta.

Pone como ejemplo una tienda de joyería que apenas registraba ventas hasta que, un día, el propietario empezó a vender unas pulseras que estaban de moda en Estados Unidos y que habían inundado redes sociales como Pinterest e Instagram.

De Heredia dice que la clave principal está en entender quién es tu target, para personalizar tu mensaje, comprender qué busca tu nicho (como innovación o tiempos de entrega puntuales) y diferenciarse de la competencia. Estos son algunos de los puntos que no hay que olvidar para que una tienda en línea despegue:

1. Conoce cómo dirigirte a tu target


Aunque el equipo de Kichink pensaba en un primer momento que los productos se presentaban igual independientemente del género del comprador, ahora han comprendido que aquellos dirigidos a mujeres tienen que tener más peso en la imagen y menos en la descripción, mientras que los dirigidos a los hombres requieren de una mejor descripción.

2. Sistematiza


Las descripciones son mas efectivas cuando se hacen con bullets o puntos, ya que las características son más claras y el mensaje va al grano.

3. El precio

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.


“En tanto que no tenemos la receta de 9,99 que tienen en Estados Unidos, encontramos un rango de precio promedio de un producto para ciertas categorías”, explica.

4. Cuida tus publicaciones en redes


No sólo la hora, también el mensaje: no es lo mismo hablarle a unos padres que buscan pañales para su bebé, que a un joven que quiere boletos para un concierto. La hora de compra y de uso de dispositivos influye en la presentación del producto. La fórmula varía según se trata de un cliente a las 12 del día sentado en su oficina con una PC, que a las 8 de la noche en el móvil, o las 11 de la noche en la tablet.

Ahora ve
La intención de AT&T de comprar Time Warner se discute en una Corte de EU
No te pierdas
×