La crisis, los okupas y el matrimonio homosexual, aceptados por la RAE

El nuevo diccionario de la Real Academia Española incluye términos cuyo origen es la serie de fenómenos sociales que vive el mundo
indignados 15M aniversario 9  (Foto: Reuters)
| Otra fuente: CNNMéxico

El Diccionario de la Real Academia Española (DRAE) le abre un espacio a los fenómenos sociales en su lista de definiciones y, este viernes, dio a conocer las nuevas acepciones que incluirá su siguiente edición, las que ya se pueden consultar en su versión en línea.

La crisis económica es una de las protagonistas en los nuevos términos del diccionario. España, que ha pedido ayuda para rescatar a sus bancos, está familiarizada con las diez nuevas acepciones para la palabra riesgo. Todas ellas referidas a términos económicos.

Y aunque por el momento la versión en línea dejó afuera a la temida prima de riesgo — cuya mención ha aumentado en los últimos meses en países como España y Grecia— dejó disponibles nueve expresiones como "riesgo de crédito", "riesgo de mercado", "riesgo país" o "riesgo soberano". Términos comunes en un ambiente de euroescepticismo, definido como "desconfianza hacia los proyectos políticos de la Unión Europea".

De las reacciones sociales a las condiciones financieras de los países, el término okupa se ha puesto de moda entre los españoles y otros países europeos.

La RAE lo define en su diccionario como un "movimiento radical que propugna la ocupación de viviendas o locales deshabitados sin el consentimiento de su propietario". Por lo que cada vez que se lea okupas y okupar escritos con la letra se entenderá que la letra “refleja una voluntad de transgresión de las normas ortográficas".

Casi todas las palabras son rastreadas durante cinco años para saber cuán arraigadas están en el idioma, explicó el secretario de la RAE, Darío Villanueva, sobre la aparente tardanza en realizar una acepción a matrimonio para referirse al matrimonio homosexual, de acuerdo con un reporte de EFE.

En su última edición, el matrimonio homosexual —que está reconocido por la ley en la Ciudad de México, desde 2009, en España (2005) y Argentina (2010)— ganó otra batalla. La nueva acepción lo define: "En determinadas legislaciones, unión de dos personas del mismo sexo, concertada mediante ciertos ritos o formalidades legales, para establecer y mantener una comunidad de vida e intereses".

Otra batalla ganada es para el reconocimiento de los hablantes del espanglish, “modalidad del habla de algunos grupos hispanos de Estados Unidos” y la eliminación del uso discriminatorio de rural, la cual tenía como acepción “inculto, tosco”.

Un grupo de estudiantes de España había reclamado por la eliminación de esa acepción, recordó Villanueva. 

Todos estos términos fueron consensuados por las 22 Academias de la Lengua Española y se pueden consultar en la página web del diccionario académico. En mayo, el diccionario en línea, recibió más de 65 millones de consultas. México, España, Argentina y Colombia suelen ser los países más activos.

De acuerdo con Villanueva, "el diccionario no es profético, no crea realidades ni inventa; simplemente certifica. Es como una especie de notariado de la lengua y registra las palabras y usos que existen realmente en la sociedad.

¿Quieres más noticias como esta?
Recibe nuestros artículos sobre viajes, moda, lujo, cultura y estilo.

"Las palabras y acepciones no necesitan de la Academia para ser legítimas". La legitimidad se la dan "los hablantes”.


Ahora ve
Varias personas son apuñaladas en Turku, Finlandia
No te pierdas
×