Justin Bieber, de 'baby' de la música a protagonista de escándalos

El cantante fue arrestado por primera vez este jueves, pero tiene un 'historial' de polémicas que han rezagado a la fama por su música
justin bieber
justin bieber gafiti  justin bieber
| Otra fuente: CNNMéxico

Justin Bieber dejó de ser noticia por su música para acaparar los titulares de la prensa con sus pleitos con fotógrafos, accidentes viales, problemas con sus vecinos y lo más reciente: un arresto.

Este jueves, la policía de Miami detuvo al cantante canadiense por conducir bajo influencia de "cierta cantidad" de alcohol y marihuana, no tener la licencia vigente y participar en carreras clandestinas. 

A principios de año, autoridades de Los Ángeles abrieron una investigación luego de que un vecino lo acusara de arrojar huevos a su casa. 

A continuación, un recuento de los casos polémicos en los que el canadiense ha estado involucrado desde que le llegó la fama en 2009, al ser descubierto por un video en Youtube.

Never say never... a un arresto

Este 23 de enero, el cantante fue detenido en Miami y recibió cargos por manejar bajo la influencia de sustancias, resistencia al arresto sin uso de violencia, y llevar con una licencia no vigente.

Según un vocero de la policía, Bieber admitió haber consumido alcohol, marihuana y medicamentos con prescripción.

Bieber y su amigo Khalil Sharief fueron detenidos cuando realizaban carreras con automóviles deportivos en calles de un área residencial en Miami.

¿Un baby, baby, oh?

Así como canta en su popular canción, un bebé parecía poner a Justin Bieber en aprietos legales a finales de 2011, cuando una mujer de 20 años aseguró que el cantante era el padre de su hijo de tres meses.

La joven, quien solicitó a la corte ayuda para la manutención del niño, aseguraba que durmió con Bieber tras los escenarios en una de sus presentaciones en Los Ángeles. Bieber negó conocer a su demandante.

Al final, la audiencia por la presunta paternidad fue cancelada luego de que la mujer retirara la demanda... y con eso la tranquilidad para el cantante.

Desespera la 'puntualidad inglesa'

A Justin Bieber se le empezó a hacer costumbre comenzar tarde sus conciertos, aunque para los ingleses no fue tolerable y en una de sus presentaciones en la O2 Arena de Londres el año pasado, un retraso de dos horas provocó que el cantante fuera recibido con abucheos.

Sin embargo, Bieber argumentó que solo fueron 40 minutos los que tardó en subir al escenario. La polémica en tierras británica no quedó ahí cuando el canadiense increpó a un fotógrafo a las afueras del hotel en el que se hospedaba.

Velocidad y paparazzis atropellados

Su mala relación con la prensa se ha visto a veces afectada con accidentes de tránsito.

La policía en Los Ángeles ha tenido que responder a denuncias contra Justin Bieber y su forma de manejar a exceso velocidad. En 2012 estuvo involucrado en una persecución a alta velocidad con los paparazzi en una autopista de la ciudad californiana.

En diciembre de ese mismo año, el Ferrari de Bieber estuvo involucrado en un incidente en el que un fotógrafo fue atropellado y murió mientras cruzaba una calle transitada después de tomar fotografías del vehículo. Bieber no estaba presente en ese momento.

Un desafortunado —¿y egocéntrico?— encuentro con la historia

En su visita en abril de 2013 a la casa donde Ana Frank escribió su diario, Bieber causó polémica al sugerir que la niña —quien murió en los campos de concentración nazis en la Segunda Guerra Mundial— habría sido una de sus fans.

"Verdaderamente inspirador poder venir aquí. Ana era una gran chica. Ojalá hubiera sido una belieber", escribió el joven cantante canadiense en el libro de visitas del recinto que hoy es museo en Amsterdam.

Ana Frank tenía 13 años cuando ella y su familia se escondieron en esa casa para escapar de las redadas contra judíos en Holanda, en julio de 1942. El comentario de Bieber fue considerado por algunos usuarios de las redes sociales como "autocomplaciente".

El museo tomó la visita del intérprete de Boyfriend como una oportunidad para que sus seguidores conozcan más de la vida de Ana Frank.

Bieber bailó mal el 'tango' y la 'samba' en Sudamérica

La gira que Justin Bieber realizó el año pasado por Brasil y Argentina no se salvó de los escándalos del canadiense.

Primero fue Brasil, donde circuló un video en el que supuestamente Bieber aparece dormido en su habitación de hotel. El material fue grabado por una mujer que dice haber pasado una noche con el cantante.

Diarios brasileños señalaron que Bieber contrató los servicios de las prostitutas legales de Brasil.

"Mi verdad está en la música”, fue la respuesta de Bieber en un mensaje a sus 48 millones de seguidores en Twitter

En Argentina, el cantante interrumpió uno de sus conciertos por una indigestión, mientras que en otro casi crea un conflicto internacional al barrer el escenario con una bandera argentina, pese a decir después que creyó que era "ropa".

"Las personas tiran cosas al escenario en todos mis shows y las saco para que nadie se lastime, en ese video vi un sostén y creí que era una camiseta. Mi equipo me dijo que era una camiseta, pero incluso si fuera una bandera nunca haría algo para faltarle el respeto a Argentina", escribió Bieber en un tuit.

'Me voy, pero no me voy'

Justin Bieber no podía cerrar el año pasado sin ser noticia, y esta vez 'amenazando' en Twitter con un posible retiro. Un mensaje que se hizo viral muy rápido en la red.

"Mi queridos beliebers, oficialmente estoy retirado", fue la 'bomba' que Bieber lanzó la noche previa a la Navidad, aunque todo fue una forma de llamar la atención para anunciar su nueva película Justin Bieber's Believe.

En otra publicación en la red social, el cantante se refirió a los medios de comunicación que "hablan mucho sobre mí. Inventan un montón de mentiras y quieren que fracase pero yo nunca los dejaré".

Ahora ve
Donald Trump hizo, durante el eclipse, lo que no se debe de hacer
No te pierdas
×