Canciones infantiles: la llave del éxito

Jesús y Mariana crearon CD Kids, marca que personaliza temas musicales con el nombre del client tienen cuatro volúmenes, la empresa factura 18 mdp anuales y posee 200 franquicias en 14 países
Jesús Fares, director general de Conceptos Musicales Alterna
Nora Vasconcelos

En 2004, Jesús Fares y Mariana Ortiz ya sabían que entre los nichos más rentables en México, el mercado de productos para niños es una de las mejores apuestas… aunque también de las más competidas. Por ello crearon un negocio que no tiene adversarios comerciales: Conceptos Musicales Alternativos, una empresa que bajo la marca CD Kids graba canciones didácticas que se personalizan con el nombre del niño a quien se destina su compra.

Las canciones promueven valores como la higiene, la autoestima o el impulso al aprendizaje para pequeños de hasta nueve años. “Nuestro objetivo principal es hacer que los niños se sientan bien con ellos mismos”, afirma Jesús Fares, director general de Conceptos Musicales Alternativos.

Hasta ahora, CD Kids cuenta con cuatro volúmenes, grabados digitalmente con músicos y cantantes profesionales, que dejan un espacio en blanco para el nombre del niño, que se integra y remasteriza (disponen de una base de datos de 2,500 nombres) tras la compra.

En promedio, 30% de los niños en el país escuchan música en disco compacto, según el estudio ‘Tendencias de consumo infantil 2006-2007’, de la consultora De la Riva Group.

El concepto no sólo es a prueba de piratería, sino que el modelo de negocio está diseñado para reproducirse vía franquicias o ventas multinivel, con lo que en cuatro años ha alcanzado una facturación de 18 MDP anuales y cerca de 200 franquicias en 14 países: México, Estados Unidos, Colombia, España, Venezuela, Ecuador, Panamá, El Salvador y Guatemala, entre otros.

Este año, la empresa destinará 150,000 dólares para la producción de un muñeco de peluche y un reloj despertador que incluirán música que podrá personalizarse.

Además, desarrollan dos discos compactos en inglés que traerán una plantilla de 2,000 nombres. La inversión para ambos productos será de 200,000 dólares. “Con esto, sólo en EU se generarán 2 MDD al año”, calcula Fares.

Para 2010, dice, entrarán a China con un disco educativo en mandarín, y están por abrir una oficina temporal en Shanghai. “Confiamos en que China nos dará ingresos similares a los del mercado estadounidense”, concluye.

Ahora ve
No te pierdas