Hazlo con el poder de la voz

La demanda de aplicaciones de reconocimiento de voz aumentará por los celulares y entretenimien esta tecnología de ‘manos libres’, gana adeptos rápidamente debido a su uso fácil y práctico.
Las aplicaciones de reconocimiento de voz están presentes en  (Foto: )
Miriam Martínez R.

La programación del directorio por medio de la voz es quizá la función menos usada del celular. Una cosa es hablar por el aparato y otra es darle una orden de que llame a un contacto y que nos comunique con nuestra suegra, por ejemplo.

Las tecnologías de reconocimiento de voz han funcionado durante décadas, pero nunca han podido trascender fuera de aplicaciones médicas, legales o policiacas, donde se utilizan para hacer reportes y diagnósticos en tiempo real, remplazando la tediosa tarea de elaborar reportes llenando formas a mano.

Sin embargo, el escenario empezará a cambiar. De hecho, la demanda por aplicaciones de reconocimiento de voz podría incrementarse dramáticamente en los siguientes años, pues las funciones incluidas en los celulares y otros dispositivos son más fáciles de utilizar, dice José Elizondo, especialista en soluciones de voz de Nuance, una firma que integra y desarrolla estas aplicaciones.

Otro empujón a la voz provendrá de los sistemas de entretenimiento en los vehículos. En este sentido, Nokia y Parrot son de las empresas que más apuestan al uso de dispositivos para combinar capacidades de audio que ofrecen los sistemas de los autos, con las prestaciones de voz de teléfonos y demás dispositivos de comunicaciones.

Aunque a veces los usuarios tienen que ser casi de avanzada o expertos en el despliegue y el uso del hardware necesario, los precios disminuyen cada vez más. Es el caso del paquete Parrot CK3100, un sistema para autos que trabaja con la tecnología Bluetooth de comunicaciones inalámbricas y que permite controlar con la voz gran parte de las funciones de teléfonos compatibles. El sistema lo venden en México firmas como Expansys y cuesta unos 2,700 pesos.

Otro nivel de aplicaciones de los sistemas de reconocimiento de voz se da en ambientes bélicos o de lucha contra el crimen. Destaca el despliegue que IBM realizó en Irak para el ejército de EU. Allá, los militares de EU emplean dispositivos cargados con software de reconocimiento de voz que traduce lo que dicen al árabe. Sus interlocutores, en consecuencia, responderán en ese idioma y se traducirá al instante al inglés. Según IBM, en el Golfo Pérsico se usan, a la fecha, 10,000 aparatos con su tecnología.

Como muchas otras soluciones que arrancaron su uso en la milicia, está por verse la forma en que las aplican a renglones más inmediatos de la vida diaria, refiere David Nahamoo, director de Investigación de la división de reconocimiento de voz de IBM.

Según los expertos, para que este mercado despegue se tiene que sacudir la imagen de que no sirve. “Nunca ha sido una tecnología que el consumidor considere sexy”, menciona Elizondo. Así que para que haya mayor aceptación, tendría que generarse una campaña en la que el reconocimiento de voz aparezca como una killer application, es decir, una aplicación que todo mundo quiera utilizar o que no sepa qué hacer sin ella.

Quienes ya lo hacen son firmas como la holandesa Philips y Nuance, de EU, que destacan por sus aplicaciones en el mundo médico y el legal. En estos rubros, los galenos y los abogados recurren a estos sistemas para ahorrarse el tener que hacer reportes y transcribir legajos enormes de notas.

Sin embargo, se trata de despliegues muy caros, que involucran inversiones en hardware, software, dispositivos, bases de datos y capacitación para los usuarios. Un estudio de la firma de investigación de mercados Gartner Inc revela que se requieren unos 250,000 dólares para tener un sistema activo en una organización de tamaño medio.

Otro nicho para las aplicaciones de voz es el de los centros de llamadas, donde se utilizan para sustituir operadoras y agentes que, en consecuencia, pueden atender a clientes con necesidades menos comunes.

Según Gartner Inc, este sector podría generar unos 2,000 millones de dólares a nivel global para 2010, pero para que ello resulte así, los fabricantes tienen que desplegar un gran número de alianzas con socios integradores.

Por lo pronto, muchos usuarios podrán recurrir a lo que tienen a la mano y enfrentar un futuro que auténticamente sea ‘manos libres’. Las soluciones de reconocimiento de voz están ahí, para quienes quieran usarlas.

Ahora ve
No te pierdas