&#34Queremos reencontrarnos con el clien

-

Surgen los primeros frutos de la alianza mundial entre Renault y Nissan, iniciada en septiembre de 1999. De visita en México para el lanzamiento del Scenic, Georges Douin, director adjunto de la firma francesa y responsable de planeación de productos y operaciones internacionales, explica lo que esperan de este vehículo, de la alianza y de su labor en México.

-

¿Cómo interpreta el lanzamiento del Scenic en el contexto de la alianza Renault-Nissan?
No es tan importante. Es el primer paso en un programa a muy largo plazo, es un lanzamiento simbólico.

-

El Scenic llega a un mercado donde están los creadores de los vehículos familiares (sport utility vehicles). ¿Cómo hará para hacerse un lugar?
El Scenic no es un sport utility, sino un nuevo tipo de automóvil de pasajeros. Cuando lo lanzamos en otros países tuvimos mucho éxito. En Europa lo introdujimos en 1996, y la competencia nos siguió los pasos. Así lo hicieron Fiat, Mercedes Benz, Citröen. Este segmento representa 40% de las ventas en Europa, y de eso el Scenic tiene 30%.

-

Renault es una marca recordada en México, con buena imagen; queremos reencontrarnos con esos clientes, además de atraer nuevos. Es un desafío, pero no estamos preocupados. Para fines de 2002 vamos a añadir el Clío, también un auto compacto.

-

Las alianzas tienen un lado difícil. ¿Cuál es su diagnóstico sobre lo que viene para Renault y Nissan?
En estos 18 meses hemos tenido éxito. Nos preparamos para ello. Los presidentes de ambas compañías, que tienen muy buena relación personal, formaron 22 equipos de preparación durante seis meses, con un proyecto para cada uno. Las dos empresas se complementan y pueden hacer cosas juntas, como ahorrar sin disminuir su tamaño. No ha habido, por tanto, falta de confianza entre los empleados, no se ha perdido el tiempo tratando de hacer una fusión, sino que trabajamos en proyectos concretos.

-

Respecto de Estados Unidos, ¿qué sigue?
Renault no intentará volver. En nuestra especialidad –los autos de pasajeros–, hay una competencia feroz en ese mercado, además de que no dejamos tan buena imagen. En cambio, Nissan es ahí la número tres, después de Toyota y Honda.

-

Con la alianza podemos concentrarnos en México, que de por sí es un mercado importante. Los costos de nuestros productos van a ser iguales a los de los competidores, pues utilizamos las líneas de producción de Nissan.

Ahora ve
No te pierdas