Ariel Sharon se aferra al muro

El gobierno rechaza el pedido de la ONU de derribar la muralla.
Pilar Melero

La Asamblea General de Naciones Unidas exigió a Israel, por abrumadora mayoría, que cumpla el dictamen de la Corte Internacional de Justicia y derribe el muro de seguridad que edifica en Cisjordania. Frente a este exhorto, Estados Unidos mantiene su tradicional posición de oponerse a las resoluciones de condena a Tel Aviv.

- Sin embargo en un intento por asumir cierta legalidad, Israel ha empezado a dibujar un nuevo recorrido para el muro de separación. El fin es que el trazado siga lo más posible la inminente frontera entre el futuro estado palestino e Israel. Para ello los cartógrafos intentarán que el nuevo trazado no separe a los palestinos de sus tierras de cultivo, de los ejes de comunicación, de los centros de asistencia y de los servicios comunales.

- Estas modificaciones afectarán en principio a los 30 km de muro sobre los que falló el Supremo israelí, que concede derecho a construir una barrera de seguridad para defenderse, pero obliga a cambiar el trazado en algunas zonas.

- Mientras tanto Sharon y el líder laborista, Shimon Peres, acordaron la formación de un gobierno de unidad nacional para llevar a cabo la descolonización de la franja de Gaza, considerada por los laboristas como el primer paso para la evacuación de Cisjordania.

Ahora ve
No te pierdas