Cabezas de rodilla

-

A nadie le gusta que le digan “pelón” o “cabeza de rodilla”, por eso, casi todos los que empiezan a perder pelo prueban lociones, champús, masajes y demás fórmulas que lo eviten, con lo cual engruesan  las ganancias de la industria cosmetológica mundial, que en estos tratamientos tiene su tercera fuente de ingresos.

-

Tan jugoso negocio es también uno de los mayores fraudes, pues, según Arturo Sandoval, médico fundador de TransPel, hasta ahora no se ha inventado el remedio mágico para la calvicie. “Al ser un problema de origen androgenético no se puede evitar pero sí solucionar”. ¿Cómo? Con el transplante de pelo, actividad a la que se dedica desde hace 13 años.

-

La técnica consiste en tomar de las partes posterior y laterales de la cabeza, pequeños fragmentos de piel que incluyen la raíz del pelo y acomodarlos en el área calva. El microinjerto comienza a aparecer a las 14 semanas, y luego crece en forma similar al resto del cabello. A fin de lograr una apariencia natural, antes de practicar el transplante se toman en cuenta la estatura, la complexión, la edad, la configuración facial y las expectativas del paciente.

-

En las clínicas de Sandoval, (www.transpel.com.mx.) el tratamiento cuesta entre $8,000 y $90,000 pesos, “según el tamaño de la calvicie, las características del pelo y las expectativas del cliente”.

Que no le tomen el pelo
De los casi 90 pacientes que Arturo Sandoval interviene al mes, 25 de ellos requieren reconstrucciones de trabajos deficientes realizados por médicos inexpertos. De ahí que, a los que consideran hacerse un transplante de pelo, les hace estas recomendaciones: -

    -
  • Exija el currículum del médico y compárelo. Confirme que sea un especialista, actualizado y avalado por organizaciones médicas internacionales.
  • -

  • Investigue el número de transplantes que ha realizado.
  • -

  • Solicite ver algunos pacientes o, cuando menos, fotografías (si son transparencias se garantiza que no han sido retocadas).
  • -

  • Consulte más de una opinión, sobre todo en los costos del tratamiento.
  • -

  • Observe cuidadosamente la infraestructura de la clínica.
  • -

  • Valore la sinceridad de su médico. Si siente confianza, póngase en sus manos.
  • -

-

Ahora ve
No te pierdas