De vuelta a casa

El que fuera hombre fuerte de <i>el Tigre</i> regresa a Televisa ¿A qué?
Zacarías Ramírez Tamayo

De que la vida da vueltas, las da. Guillermo Cañedo White dejó Grupo Televisa en 1997, a la mitad de la tormenta que sobrevino a la muerte ese mismo año de Emilio Azcárraga Milmo, el hombre leyenda de la televisión mexicana. Cinco años después está de regreso, con un proyecto de eventos deportivos de carácter internacional para la televisora.

-

Los detalles del contrato no se han dado a conocer (tampoco fue posible que la empresa o Cañedo confirmaran la versión), pero es posible que en las próximas semanas se haga oficial el arranque de este plan de trabajo que tiene como objetivo aprovechar el buen desempeño logrado por la firma en el pasado Mundial de futbol –durante el cual sus ventas en televisión alcanzaron la cifra récord de $35 millones de dólares en un solo mes–, para reforzar su programación deportiva. Dada su amplia experiencia (y afición) en este deporte, la labor de Cañedo será organizar encuentros y torneos internacionales que cuenten con la participación de renombrados equipos sudamericanos y europeos.

-

Los analistas son incrédulos respecto a una posible incorporación definitiva a la compañía, como se señaló en algunos medios. No por el hecho en sí: no ven que haya un puesto disponible para quien llegó a ser el hombre de confianza del Tigre. "Conoce bien al consorcio y seguramente puede agregar valor –dice Francisco Rivero, consultor en Santander–. Pero no es la persona que por su simple arribo me haga pensar que viene una mejoría en audiencia y contenidos."

-

Sería como cerrar el círculo, regresar un lustro atrás, opina Christopher Recouso, de Bear Stearns, pero no mucho más que eso. Los deportes juegan un papel importante para el negocio, pero por ahora no representan ningún problema y mucho menos requieren de un replanteamiento estratégico, señala.

-

Su salida de Televisa se asoció a fricciones con los herederos de Azcárraga, especialmente Alejandro Burillo, sobrino del magnate, quien dejó la corporación poco tiempo después y ha consolidado su sitio en la explotación comercial del futbol.

-

Los temas deportivos no le son del todo ajenos. Su padre, Guillermo Cañedo Bárcena, fue amigo cercano del Tigre y alto funcionario en la FIFA. Su afición por el equipo de la televisora, el América, es tan sólo un indicio de los muchos lazos sentimentales que lo unen a la empresa.

-

A él se le atribuye la concepción de Televisa 2000, un agresivo plan iniciado en 1997 que planteaba ahorros por $90 millones de dólares anuales a través de la eliminación de puestos de trabajo, reubicación de operaciones de Estados Unidos a México, cancelación de aumentos salariales a ejecutivos y la venta de dos aviones privados.

-

La austeridad fue clave para recuperar la salud financiera y la confianza del mercado. Recientemente la firma negoció su deuda a un plazo de 30 años; además, posee una de las tesorerías más vigorosas (hace poco anunció la recompra en tres años de $400 millones de dólares en acciones).

Los analistas esperarían más cambios, no precisamente relacionados con Cañedo. A juicio de Recouso, Televisa debería deshacerse de los negocios editorial, de internet y radiofónico, además de reducir a la mitad las 40,000 horas de programación hechas en casa y quedarse con las realmente lucrativas. Debido a la mentalidad de que es importante ser grandes, antes que rentable, añade, elevados montos de efectivo son malgastados cada año.
Ahora ve
Mexicanos hacen frente a las pérdidas que les dejó el sismo del 19 de septiembre
No te pierdas
×