Detector de &#34tranzas&#34

-

Se le conoce como Amitai o All Forte, y es un sistema mediante el cual pueden medirse 18 valores, entre los que se encuentran: proclividad al robo, veracidad, lealtad, institucionalidad y propensión a los juegos de azar y a las drogas. Menos riguroso que el detector de mentiras o polígrafo, este instrumento –importado de Israel– forma parte de una serie de medidas internas que pondrá en práctica la Secretaría de Contraloría y Desarrollo Administrativo, Secodam, con el fin de garantizar la honestidad de los nuevos contralores internos que serán nombrados a finales de este año. Amitai consiste en una serie de preguntas de opción múltiple que el aspirante a funcionario debe responder en su computadora, la cual mide el tiempo para calificar la espontaneidad y la seguridad en la respuesta.

- -

Además de los códigos de ética que establecen el comportamiento que los empleados deben observar en determinadas circunstancias, a las empresas del sector privado les convendría instrumentar un sistema parecido: muchas veces, a la conducta deshonesta de un servidor público corresponde un acto similar por parte de un ejecutivo o empresario. Claro, se trata de un asunto vedado, pero no por ello deja de ser una realidad que enfrenta el ámbito organizacional en nuestro país.

-

Ahora ve
No te pierdas