El euro a escena

La moneda europea busca recuperarse.
Setphan Sberro

A pesar del escaso interés que se le presta en América Latina, el euro ya se está perfilando como una moneda internacional. La crisis del 11 de septiembre aceleró una evolución que hubiera podido tardar años. Ya el 13 de septiembre la colaboración entre la Reserva Federal del vecino país del norte (FED) y el Banco Central Europeo (BCE) era estrecha.

- -

El viejo continente no aprovechó para compensar su debilidad de los últimos meses frente al dólar. Al contrario, en contradicción con su política, decidió inyectar a través de un swap con la FED hasta $50,000 millones de billetes verdes, puestos a disposición de los 12 bancos centrales de la "zona euro". El BCE también aceptó, por solidaridad, romper con su manejo de altos intereses; en octubre bajó la tasa medio punto (como Estados Unidos) para hacerla pasar a 3.75%.

- -

Por ahora, el BCE es el único que tiene un nivel de influencia similar al de la FED. Japón –por su propia crisis económica y su ausencia de liderazgo internacional– se ubica ahora lejos de Europa en términos de predominio financiero. Su institución bancaria central quedó de hecho excluida de la concertación y de una eventual acción conjunta.

-

Newsletter
Ahora ve
Periodista mexicana es asesinada a balazos en la capital del estado de Chihuahua
No te pierdas