El proyecto secreto

Baja California planea un puerto que compita con Los Ángeles y Long Beach por la carga asiática.
Tomás de la Rosa

La huelga de 10 días en la costa oeste de Estados unidos fue la primera señal. Era septiembre de 2002 y el Sindicato Internacional de Almacenistas y Estibadores (ILWU, por sus siglas en inglés) había paralizado las operaciones en los puertos de Los Ángeles y Long Beach. La causa: la revisión contractual de sueldos y salarios, un temor latente, que ahora se agrava por el alto flujo comercial que hay con Asia.

- Nada menos que la cuarta parte de la carga marítima del país pasa por sus manos. Y a pesar del potencial peligro, el crecimiento en estos puertos continúa. Registró  11.5% en el segundo trimestre, respecto del puerto de Oakland (también en California) que obtuvo 3.1% en el mismo periodo. Desde entonces, el gobierno mexicano analiza estrategias para posicionar su sistema portuario y competir con esas instalaciones a punto de colapsarse. Desde noviembre de 2002, México presentó ante el Foro de Cooperación Económica Asia Pacífico (APEC) el denominado “Proyecto Bandera”, que demuestra la viabilidad de traer carga de Asia con destino a Estados Unidos vía los puertos mexicanos.

- Así en busca de alternativas, nace el proyecto Punta Colonet, a 240 kilómetros al sur de Tijuana. Allí se pretende invertir $4,000 millones de dólares para la construcción de un puerto, terminal que cuadriplicaría la capacidad actual del sistema portuario mexicano, plantas regasificadoras y de energía y una vía férrea.

- Hutchinson Port Holdings (HPH) es el supuesto candidato elegido para desarrollarlo y el mayor operador mundial que ya tiene actividad en cuatro puertos mexicanos: Ensenada, Baja California; Manzanillo, Colima; Lázaro Cárdenas, Michoacán, y Veracruz. Y Union Pacific, socio de Ferrocarril Mexicano (Ferromex), podría ser el segundo inversionista en importancia.

- Según el diario Los Angeles Business Journal (citando un supuesto estudio confidencial del puerto de Los Ángeles), en su quinto año de operación Colonet tendrá una capacidad para mover más de seis millones de contenedores anuales.

- Esa cantidad es casi cuatro veces más de lo que actualmente moviliza el transporte marítimo en México. La idea es reducir la asimetría con Estados Unidos que transporta más de 21 millones de contenedores (25 puertos), frente a los 1.7 millones que mueve México a través de sus 23 puertos comerciales.

- Actualmente, Manzanillo es el único puerto que puede recibir mercancía asiática para enviar a Estados Unidos. Pero según la propia Coordinación General de Puertos y Marina Mercante, también Manzanillo enfrentará problemas de saturación.

- Por eso es que Lázaro Cárdenas ya es una opción viable para la carga asiática con destino a Estados Unidos, que a través de Transportación Ferroviaria Mexicana (TFM) puede transportar contenedores por tren hasta las fronteras de Laredo y Brownsville, Texas. Pero Colonet podría ser una alternativa más apetecible aún: sólo 300 kilómetros la separan con el vecino país, frente a los 600 entre Lázaro Cárdenas y Houston.

- En Colonet la carga pasará a manos del mayor operador estadounidense de trenes de carga, Union Pacific, que tiene una red instalada en 23 estados de la Unión Americana. “Y además de resolver un problema ecológico en ese país, México podría ofrecer un ahorro promedio de 30% en el costo del flete de la carga proveniente de Asia”, comenta Adrián Aguayo, gerente general para México de la naviera CMA CGM, la quinta mayor portacontenedores del mundo.

- Puerta estratégica
El proyecto de Punta Colonet se maneja con máximo sigilo. Hablar de ello con las autoridades del gobierno de Baja California no es fácil. “Es un proyecto del gobierno de Baja California Norte que están trabajando. Es toda la información que tengo”, se limitó a decir el Coordinador General de Puertos y Marina Mercante, César Patricio Reyes Roel; y el director general de Puertos, Ángel González Rul.

- Sin embargo, un documento en poder de Expansión elaborado por los promotores del mega puerto revela más que eso. Ya hay un inversionista interesado en su construcción, proyecto que además detonaría inversiones por otros $2,000 millones de dólares adicionales.

- El escrito señala, además, que ya existe una carta de intención para construir una planta generadora de energía con capacidad de 600 MVV, la cual demandaría una inversión de $500 millones de dólares, así como dos proyectos de regasificadoras de gas natural que implicarían $1,200 millones de dólares más.

- El gobierno estatal pretende promover la inversión privada para “el mejoramiento de su infraestructura portuaria y ferroviaria, abriendo la posibilidad de un puerto intermodal de altura”, según una respuesta enviada por escrito de la Secretaría de Desarrollo Económico.

- Por su orografía, los 300 kilómetros que conectaría a Colonet con la frontera de Mexicali y Calexico, California, sólo enfrentaría complicaciones en una décima parte del camino donde hay sierra. Desde ahí se enlazaría al sistema ferroviario estadounidense.

- Según el documento, la empresa privada sería la encarga de invertir para construir el puerto y la operadora de la terminal de carga. Derivado del hermetismo sobre el proyecto, la información publicada por el diario estadounidense y la confirmada por - Expansión se intuye que la operadora del puerto sería HPH.

- En mayo pasado, el gobernador de Baja California, Eugenio Elorduy Walter, visitó las instalaciones portuarias en Hong Kong del mayor operador mundial de terminales marítimas, Hutchinson Port Holdings, y ahí firmó un acuerdo para la evaluación del proyecto. Sin embargo, ninguno de los testigos directos o indirectos aceptaron dar información: ni el Cónsul General de México en Hong Kong, Mario Leal Campos, ni el director general local de HPH, Jorge Lecona (este último señaló que ese proyecto se trabaja desde Hong Kong).

- Tampoco la asociación civil “Vida Ensenadense” aceptó dar mayores detalles. La organización hace cabildeo con el congreso local de Baja California para impulsar a Punta Colonet.

- Una perla en bruto
Colonet es prácticamente un puerto natural: tiene terrenos propicios para construir terminales mayores a 5,000 hectáreas y actualmente tiene un calado similar al de Lázaro Cárdenas, sin necesidad de hacer trabajos de dragado (17 metros de profundidad).

- De esta forma, ambos puertos son los únicos de México que serán capaces de recibir los buques de nueva generación, los llamados Post Panamax, que transportan 10,000 contenedores. Hasta el momento este tipo de embarcaciones no puede ingresar a México. Lo más cercano a este país son los puertos estadounidenses de Los Ángeles y Long Beach.

- Por otro lado, Union Pacific es uno de los interesados en construir la conexión férrea entre el Puerto Colonet y el sistema ferroviario estadounidense. Según expertos consultados, la construcción de un kilómetro de vía férrea demanda un millón de dólares en terreno propicio. Pero puede implicar $3 ó $4 millones de dólares más si la orografía no es sencilla.

- “El operador natural del ferrocarril de Colonet a Mexicali sería Ferromex, empresa que tiene como socio accionario a Union Pacific”, agrega el director del Consejo de Desarrollo Económico de Mexicali, René Acuña.

- Aparentemente los directivos de Ferromex aún no han sido invitados por el gobierno. “Conocemos muy poco del megaproyecto de Punta Colonet y por el momento no contemplamos la construcción de una vía para unirlo a Mexicali”, aclara el director general adjunto de Ferromex, Rogelio Vélez. Algunos temen que la falta de incentivos retrase el proyecto. “En realidad se necesitan recursos y apoyo del Congreso de la Unión para dar las facilidades que marca la ley”, señala Sebastián Calderón Centeno, presidente de la Comisión de Marina en la Cámara de Diputados.

- Hay varios ejemplos recientes que sustentan este tipo de riesgos. En agosto de 2002, el gobierno federal debió cancelar la construcción del nuevo aeropuerto en el Estado de México. La inconformidad de los ejidatarios les anuló una inversión de $2,200 millones de dólares.

- “Para que no ocurra lo mismo (los promotores) ya presentaron el proyecto a la comunidad de la delegación Punta Colonet; están trabajando para que la gente entienda que no va a perjudicar a la región sino a beneficiar con empleo”, describe el delegado municipal de Camalú, Martiniano Hernández.

- Si la tarea de Relaciones Públicas es exitosa lo demás vendría por añadidura. Tan solo la terminal de contenedores en Lázaro Cárdenas (que empezó a operar en mayo pasado) generará 800 empleos directos y 4,000 indirectos. Por derivación, Colonet sería una importante fuente de empleos porque allí se construiría además del puerto, plantas regasificadoras, hoteles, complejos habitacionales e industriales y los 300 kilómetros de vía férrea.

Ahora ve
No te pierdas