Grupo Financiero Bital <br>Baja bursatil

-

Es bueno ser grande, pero es más grande ser bueno.” Tal es el slogan con el que se promociona Bital. Sin embargo, crecer 4.5% en términos de captación a nadie incomoda; menos cuando este incremento representa una participación de mercado de 16%, es decir, seis puntos porcentuales abajo de Bancomer y de Banamex.

-

Al grito de “yo no olvido al año viejo”, el 23 de diciembre pasado esta subsidiaria del Grupo Financiero Bital (GFB, clave de pizarra GFBITAL) obtuvo la autorización de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para comprar Banco del Atlántico. En el proceso, el corporativo que dirige Antonio del Valle Ruiz firmó un convenio de administración sobre la ex institución de Alonso de Garay, vigente a partir de enero de 1998.

-

Según informes de la CNBV, para respaldar esta fusión GFB aportará $1,600 millones de pesos, que le asegurarían a su banco un índice de capitalización cercano a 14% (lo que equivale a aumentar en tres puntos su nivel actual). Sin embargo, algunos directivos financieros del grupo afirman que la “inyección” de recursos adicionales no se hará con prisa, pues Bital cuenta con 18 meses de plazo para finiquitarla.

-

En contraste, hay que mencionar el cierre récord de 170 sucursales “no estratégicas”, de un total de 260 adquiridas a Banco del Atlántico, en poco más de un mes. El 2 de febrero pasado Bital invitó a los ex clientes de Banco del Atlántico para que disfrutaran de las nuevas sucursales, pues las 90 sobrevivientes ya trabajaban con el nombre, los horarios, servicios y sistemas de Bital. En lo que toca al personal, el recorte también llegó rápido. Cifras extraoficiales hablan de 3,580 despidos potenciales; al respecto, GFB se reservó el derecho de informar la cantidad real hasta finales de febrero.

-

Otro de los temas que aún debía ventilar el grupo financiero antes de que iniciara marzo, gira en torno a la participación de 8.3% que Banco Comercial Portugués mantiene (BCP) en GFB. Según analistas de Santander Investment, cualquier cambio en este sentido no debería preocupar. “Si BCP vende su participación –dice la fuente–, entonces los socios mexicanos o el Banco Central Hispano (BCH) utilizarían su derecho de tanto para comprar los títulos de la institución saliente.” Con la compra de Atlántico, los especialistas prevén avances importantes en cuanto a la captación de recursos y el otorgamiento de créditos.

-

Otro rubro en vías de mejora, comentan, será la disminución de la cartera vencida. Los analistas creen que, con el proceso de fusión, Bital adquirió clientes “listos para depositar” y un portafolios crediticio totalmente aprovisionado.

-

Entre la polvareda que dejó la compra, también trascendió que GFB tendría interés en adquirir una participación importante en la Afore Atlántico-Promex. Sin embargo, Jorge Estevez Recolons, director general de Afore Bital, aclaró que sólo se realizó el estudio correspondiente, sin compromisos adicionales.

-

Para los analistas, uno de los puntos flacos del grupo financiero cobra nueva vida, dada la baja bursatilidad que muestran los títulos GFBITAL en todas sus series. A pesar de la disolución de capital que conlleva, una emisión de acciones –consideran los especialistas– no le vendría mal al grupo, toda vez que así se despertaría un interés mayor entre los inversionistas por los papeles bursátiles de la institución.

-

En términos financieros, las proyecciones de utilidad neta de GFB ascienden a $89.7 y $129 millones de dólares para 1998 y 1999, respectivamente. Asimismo, la recomendación de BBV-Probursa sobre los títulos del grupo es “mantener”. Al cierre de la jornada accionaria del 6 de febrero pasado, los inversionistas pagaron $8.30 pesos por cada título de GFBITAL en su serie B.

Ahora ve
No te pierdas