La estancada producción de la leche

-
Oscar Granados

La contracción del mercado interno es una de las principales limitantes para la recuperación de la industria lechera. Los resultados de los programas para fomentar la producción del lácteo han sido muy poco efectivos, por lo que las pasteurizadoras han optado por empezar a ofrecer presentaciones más económicas con el fin de incentivar la demanda del líquido.

-

De acuerdo con la información disponible, se calcula que durante el periodo enero-abril de 1997 la producción de leche ascendió a 22.5 millones de hectolitros, 1% menos que la del mismo lapso del año anterior. A su vez, las importaciones descendieron 22%, al sumar 6.3 millones de hectolitros, debido a que los inventarios que aseguraban la oferta se mantuvieron altos.

-

Por lo anterior, se calcula que la disminución combinada en la producción y las importaciones refleja una caída de 7% en la demanda de leche. Evidentemente, este comportamiento en el consumo será un factor que limitará el crecimiento de la producción lechera. De hecho, los apoyos que se otorgaron el año pasado –liberalización del precio de la leche pasteurizada y soportes crediticios para la compra de ganado, recursos que fueron canalizados a través de la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural– aún no empiezan a dar resultados.

-

A principios de año se manejaban dos escenarios optimistas. Mientras que en el primero se preveía un crecimiento de 2.5% con base en el comportamiento histórico, en el segundo se consideraba un impacto favorable por los programas de apoyo, los cuales permitirían un crecimiento de 5%. Sin embargo, dado el contexto de baja demanda, hoy aparecen ambos escenarios poco probables en virtud de que las iniciativas no han fomentado la producción como se esperaba.

-

Así, a partir de los resultados del primer cuatrimestre, se presentan otras perspectivas. De continuar la tendencia registrada hasta abril, lo más probable es que a finales del año la producción se ubique al mismo nivel de 1996. Eso significa atrasar un año más la capitalización de los programas de apoyo implementados a finales de 1996.

-

Ante ese panorama, la industria lechera prepara medidas para contrarrestar esa situación. En este sentido las empresas han anunciado un programa para bajar el precio de la leche que distribuyen en zonas marginadas, con el propósito de incorporar a un mayor número de habitantes al consumo del lácteo. La Asociación Nacional de Ganaderos Lecheros estima que actualmente existen en el país alrededor de 15 millones de personas que no pueden adquirir este producto, segmento de la población que las pasteurizadoras avizoran como un jugoso consumidor potencial, mismo que, esperan, progresivamente se irá -integrando a la adquisición de leche conforme aumente su ingreso.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

El programa es ambicioso, aunque inicialmente sólo cuatro empresas –Alpura, Lala, Sello Rojo y Gilsa– participan en él. Otras ramas, como la industria cigarrera, han comprobado en los últimos meses que, en las circunstancias actuales, puede ser buena medida bajar los precios de sus productos (aunque con otras presentaciones), para contrarrestar la caída del mercado interno.

Ahora ve
México pide a la ONU proteger los derechos de sus migrantes en EU
No te pierdas
×