No abuse de su &#34reloj corporal&#34

-

Viajar de México a Londres, a París o a Madrid puede tener enormes atractivos, pero también conlleva los serios inconvenientes que supone el cambio de horarios, la falta de sueño y ejercicio, y el suplicio que implica mantenerse sentado durante horas. Y es que atravesar continentes u océanos es un atentado contra el “reloj corporal” de cualquiera.

-

El malestar físico y psicológico que algunos suelen experimentar cuando atraviesan varios husos horarios tiene un nombre: “Desajuste del viaje en jet” (el famoso jet lag). Su explicación es sencilla: si viaja a Europa, el vuelo lo sacará de sincronización por lo menos seis horas. Entre más husos horarios cruce, más se ahonda la brecha entre el tiempo real y su tiempo interno. Por eso, cuando el viaje por fin acaba, resulta difícil saber si es de día o de noche, si toca desayunar, comer o cenar.

-

El mareo no es para menos si se toma en cuenta que por cada huso horario, el promedio de tiempo que se necesita para que todo vuelva a la normalidad es –así dicen los expertos– ¡de un día!

-

Aunque hay organismos que salen invictos de las largas horas de avión, al parecer entre 25 y 30% de los viajeros padecen el desajuste del viaje en jet. Para ellos, existen algunas recetas que ayudan a lidiar con el monstruo. Dicen, por ejemplo, que es recomendable evitar las faltas severas de sueño. Por eso, cuando es posible, conviene planear el vuelo para llegar a puerto antes de la hora de dormir.

-

También se recomienda dosificar los vuelos muy largos con una parada de un día en un punto intermedio o, si el tiempo lo permite, darse dos días libres para ajustarse a las nuevas condiciones antes de emprender una misión de trabajo importante o una agenda apretada de visitas… El cansancio puede nublar la mente y conducir a malas decisiones.

Inicia el día bien informado
Recibe todas las mañanas las noticias más importantes para empezar tu día.

-

Ah, también se habla de la necesidad de estirar las piernas y caminar por el pasillo de la nave (si puede, patente la fórmula), así como de evitar comer demasiado e ingerir una dosis excesiva de alcohol mientras soporta el viaje.

Ahora ve
Desconsolada, Ariana Grande volvió a casa tras el atentado en Manchester
No te pierdas
×