Progreso regresivo

-

Un embrujo
Dir.: Carlos Carrera
México, 1998 -

Para su esperado cuarto largometraje, Carlos Carrera (La mujer de Benjamín; Sin remitente) nos ofrece un emotivo viaje histórico al Yucatán de la época de Lázaro Cárdenas, en pleno auge millonario de la industria del henequén. Bien contada, con actuaciones excelentes (Blanca Guerra y Daniel Acuña), buen ritmo y espléndida fotografía, la película tiene el doble mérito de ser bonita sin caer en el preciosismo relamido y emotiva sin derivar en lo cursi. No obstante, la obra adolece de ciertas fallas en su desarrollo –a ratos se queda corta en profundización de personajes– que dejan al espectador con ganas de más. Pero no por ello dejen de verla: sin buscar la trascendencia “de autor” o la película de “mensaje”, con Un embrujo Carrera logra una inusual y bella metáfora –ácida y fresca a la vez– acerca de ese ansiado progreso siempre pospuesto para México. Una película distinta y sincera que agradará a todos los públicos.

Newsletter
Ahora ve
El GPS, con efectos secundarios en el cerebro
No te pierdas